Necrológicas
  • Manuel Antonio Vidal Díaz
  • José David Jara Jara

Autoridad marítima inhabilita el muelle Mardones por graves daños en su estructura

Al menos, cuatro de las defensas del sitio externo de amarre quedaron seriamente afectadas, por lo que se
prohibió, el acceso a todo tipo de embarcación hasta nuevo aviso.

Por La Prensa Austral Jueves 31 de Julio del 2014

Compartir esta noticia
34
Visitas


Los serios daños sufridos por la defensa y estructura principal del muelle José de los Santos Mardones, durante las faenas de descarga de un buque portacontenedores el domingo pasado, tras las fuertes marejadas, obligaron a la autoridad marítima a inhabilitar hasta nuevo aviso el acceso a todo tipo de naves, mientras se realizan las labores inspectivas para determinar las verdaderas consecuencias del acontecimiento.

Según los primeros reportes de la gerencia de la Empresa Portuaria Austral (Epaustral), al menos, cuatro de las defensas del principal sitio de atraque resultaron afectadas por el fuerte vaivén de la motonave Copihue, de la empresa Ultramar. Asimismo, la revisión demostró daños en la misma losa del muelle, con grietas en distintos puntos, algunas de las cuales cruzan el puente a lo ancho de la estructura.

Si bien, a simple vista los daños parecen bastante serios, todo dependerá de la evaluación completa que se encuentran realizando ingenieros, tanto de la autoridad marítima como de la empresa portuaria, la cual debiese concluir alrededor del 15 de agosto.

En tanto, el gerente de Epaustral, Ignacio Covacevich, debe evaluar rápidamente otras alternativas de operación como alternativas más viables y eficientes al uso del muelle Mardones.

En sus palabras: “Nuestra postura como empresa es dar transparentemente toda la información que tenemos, o sea, nosotros no vamos a operar si no se puede operar, pero sí queremos saber claramente cuáles son las restricciones que vamos a tener, que todavía no las sabemos, entonces, lo primero que se hace es restringir completamente el ingreso de embarcaciones”.

Lo anterior, con fines preventivos, a fin de analizar la verdadera gravedad de los daños y, en base a ello, tomar una decisión definitiva. “No obstante aquello, uno debe ponerse en distintas situaciones y, por tanto, estamos evaluando otras alternativas de operación, dado que no podemos dejar de transferir la carga que es para la región y también la carga de exportación que va a distintos mercados”, añadió.

Extraoficialmente, se habla de hacer una derivación de las primeras naves que ingresen a la zona, hacia el muelle Capitán Guillermos (Asmar), por su cercanía con Mardones y mayor capacidad. No obstante, el muelle Prat no se descarta, aunque sus restricciones para la transferencia de carga por menor tonelaje y el ingreso de camiones complejiza su utilización.

“La revisión completa de los daños del muelle va a estar, más o menos, el 15 de agosto, pero mientras, hay que seguir operando, y para eso, durante la semana vamos a definir cuál es la mejor, la más segura y la más eficiente alternativa”, expuso el ejecutivo de la empresa.

Respecto a los posibles elementos que deben ser cambiados, lo primero que se está definiendo es la compra de nuevas defensas, cuyas estructuras metálicas resultaron, en algunos casos, arrancadas de las bases. Junto a ello, la revisión considera hacer inspecciones por ambos lados de la losa para evaluar la gravedad de las grietas y también se analizarán daños en la estructura submarina de las bases del muelle.

Responsabilidades

Otra de las dudas surgidas tras el incidente, es la determinación de responsabilidades del evento, tras informar que, si bien la autoridad marítima dio la orden de salida a eso de las 15,30 horas del domingo, la nave recién abandonó el muelle cerca de las 23 horas del mismo día, lo que podría haber agravado los daños a la estructura.

Al respecto, Covacevich aclaró que “ése es un tema de la nave. Nosotros somos los dueños del muelle y, por tanto, tenemos que velar tanto por la seguridad del buque como de la infraestructura, pero el responsable último de la nave siempre es el capitán y es él quien tiene que definir, en función de su evaluación, si sale o no y qué es más seguro”.
El ejecutivo señaló que hay un informe que en este caso debe hacer la autoridad competente, en función de lo cual se determinarán las responsabilidades y los seguros que deben actuar en consecuencia. “Esa respuesta tampoco depende hoy de nosotros. Yo tengo mi postura, pero eso depende de los informes y también de los peritos que investigan por parte de los distintos seguros comprometidos por parte de ambas empresas”, esgrimió Covacevich.

Por lo pronto, la empresa no hay logrado cuantificar los daños sufridos por el muelle, pero estos podrían ascender a varios cientos de millones de pesos en función de la estructura dañada a simple vista.

Actualmente, no hay alternativas tan seguras como el muelle Mardones para la recepción de grandes toneladas de carga, no obstante, la necesidad levanta por ahora la posibilidad de ofrecer los dos muelles disponibles “Prat y Capitán Guillermos- como opciones viables, por ahora, para lo cual se evalúa hacer algunos cambios operativos provisionales en los sistemas de carga de cada sitio. Son algunas de las alternativas de emergencia que se barajan y que en menos de una semana debiesen estar clarificadas de parte de la empresa.