Necrológicas
  • Norma Lidia Ojeda Santana
  • Ricardo Bravo Palma
  • María Cristina Mancilla Gómez
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Dina Gómez Alba

Corte ordena a ganadera abstenerse de entorpecer acceso de operarios de Enap a su predio

La Sociedad Agrícola y Ganadera Los Pozos Ltda. deberá abstenerse de entorpecer el acceso de los operarios de la Empresa Nacional del Petróleo a su predio, donde se encuentran emplazados yacimientos de hidrocarburos y que se hace necesaria su permanente mantención.
[…]

Por La Prensa Austral Martes 21 de Octubre del 2014

Compartir esta noticia
12
Visitas


La Sociedad Agrícola y Ganadera Los Pozos Ltda. deberá abstenerse de entorpecer el acceso de los operarios de la Empresa Nacional del Petróleo a su predio, donde se encuentran emplazados yacimientos de hidrocarburos y que se hace necesaria su permanente mantención.
Así lo decretó un fallo de la Corte de Apelaciones de Punta Arenas que dio lugar a un recurso de protección interpuesto por Enap Magallanes.
El hecho puntual por el que la estatal recurrió de protección se produjo el 20 de agosto de 2014, cuando, según versión de Enap, la Ganadera Los Pozos cambió el candado del portón de acceso, a una serie de ductos, instalaciones y pozos, unos petroleros, y otros gaseros, -algunos en explotación y otros cerrados-, entre los pozos, se encuentra el denominado Pozo Cañadón Nº44, en el predio Estancia Los Pozos, sin haberle entregado la copia de la nueva llave, pese a contar con servidumbre minera y de tránsito, para realizar sus actividades, las que no puede cumplir, por ese impedimento de hecho, que estima, constituye un proceder arbitrario e ilegal, que vulnera las garantías constitucionales de la propiedad, igualdad en el ejercicio de derechos, e igualdad ante la ley. 
La ganadera al contestar el recurso, negó que impida a Enap acceder al Pozo Cañadón Nº44, en Bahía Posesión, ya que sólo ha impedido el tránsito de vehículos, y no al personal, que puede pasar por el lado del portón, ya que no hay cercos hacia los costados; y asevera que si lo ha hecho, es por los efectos negativos que produce el movimiento de vehículos, en esa parte del predio, a su ganado, en época de parición.
Conforme a los antecedentes aportados por las partes, los ministros de la Corte de Apelaciones reflexionaron que si bien la recurrida alude a eventuales perjuicios que le estaría ocasionando a su masa ganadera, el movimiento de vehículos de Enap, por el referido portón o acceso, “ello no la facultaba para proceder unilateralmente a impedir el acceso a personal y vehículos de la recurrente, pues por un lado, existe el reglamento acordado entre las partes de autos, en relación al ejercicio de las servidumbres, en comento, que avala las actividades ordinarias que efectuaba la recurrente, a la sazón, y por otro, si estimaba que le correspondía eventual indemnización de perjuicios, por las actividades de Enap, y de no haberse logrado acuerdo entre ambas, sobre el particular, debió accionar por la vía procesal correspondiente”.
Accionar caprichoso

De acuerdo a lo anterior, el fallo concluyó que el proceder de la empresa ganadera ha sido arbitrario, toda vez que su accionar se vislumbra no sólo como caprichoso o exento de razonabilidad, sino que, además, ha sido contrario a derecho.
Con miras a justificar el impacto que el movimiento de vehículo genera en el proceso de parición ovina, la Ganadera Los Pozos aportó un documento emanado de la Asociación de Ganaderos de Magallanes A.G., en que se alude a efectos negativos sobre la preñez, pariciones, y estrés en ovinos. Según el fallo, esto se trata de un mero estudio que de manera alguna justifica el proceder de la recurrida.
Que así las cosas, para la Corte corresponde acoger el recurso de protección, y sin perjuicio que en cumplimiento a la orden de no innovar dispuesta en su oportunidad, se ordenó descerrajar el candado, en alusión, y actualmente existe uno nuevo, -una de cuyas llaves la mantiene Enap, y otra se encuentra a disposición de la contraria, en esta Corte, se ordenará que la recurrida se abstenga, tanto de cambiar el nuevo candado, en alusión, y como de obstaculizar de cualquier forma, el acceso, como la salida, por el mencionado portón, al personal o empleados de Enap y vehículos en que se movilizan para sus labores, sin perjuicio del ejercicio de derechos, por la vía procesal idónea. 
Cabe recordar que el viernes 17 de octubre, en horas de la tarde, los propietarios y Enap protagonizaron un nuevo incidente en uno de los campos de parición, siendo necesaria la presencia de un contingente de Carabineros.