Necrológicas
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Ana Luisa Sepúlveda González
  • María Cárcamo Márquez
  • Edita de Lourdes Oyarzún Díaz
  • Lucila del Carmen Barría Mancilla
  • Dina Gómez Alba

El camino hacia la recuperación de los usuarios del Centro de Rehabilitación Cruz del Sur

Volver a caminar, vestirse o comer con los medios propios sólo son algunas de las metas que tienen los cerca de 195 pacientes , que por distintas razones, se atienden en el Programa de Rehabilitación de Adultos del Centro de Rehabilitación del Club de Leones Cruz del Sur.
[…]

Por La Prensa Austral Domingo 20 de Julio del 2014

Compartir esta noticia
37
Visitas


Volver a caminar, vestirse o comer con los medios propios sólo son algunas de las metas que tienen los cerca de 195 pacientes , que por distintas razones, se atienden en el Programa de Rehabilitación de Adultos del Centro de Rehabilitación del Club de Leones Cruz del Sur.
Uno de los usuarios de este centro es el chofer de transporte escolar municipal Juan Tabilo Fuentes, quien sufrió un accidente cerebrovascular el 28 de noviembre de 2012 en la esquina de calle Circunvalación con pasaje Juan Ladrilleros. Luego de permanecer internado por más de 50 días en el Hospital Clínico de Magallanes, comenzó su camino de rehabilitación.
Dania Tabilo Marín, hija del trabajador, explicó que con “el accidente quedó postrado y con el lado derecho paralizado. Al comenzar a trabajar se comenzaron a notar los cambios”.
Recordó que “cuando se sentaba, se iba para el lado, no tenía control de su cuerpo, le costaba comer. Ahora lleva como un año y medio de tratamiento, ha sido un proceso largo, con muchos cambios, pero hemos tenido el apoyo de todo el equipo y pudimos salir adelante”.
Juan Tabilo asiste al centro tres veces en la semana, donde recibe un tratamiento integral. Su hija comentó que “en el plan de terapia ocupacional, fue dado de alta. Ahora se viste, se acuesta y se levanta solo. Sólo le falta caminar o hablar.
Otro de los usuarios del establecimiento es el conocido escultor magallánico Rodolfo “Talo” Mansilla, de 68 años. En febrero pasado sufrió un accidente cerebrovascular mientras trabajaba. Recuerda que iniciaba su jornada con un cigarro y un café. Pero el día del incidente que cambió su vida “me di cuenta que estaba con problemas, porque no era capaz de ponerme el cigarro en la boca. Llamé a un amigo que trabajaba en la Municipalidad Punta Arenas y que me llevó al hospital”.
Emocionado reconoció que la recuperación no ha sido un camino fácil y por lo mismo valoró el apoyo y la aceptación que ha recibido. “No es fácil y yo estoy muy agradecido. Mi hija es lo que me motiva, por eso me pude poner de pie”.
Plan de Rehabilitación
de Adultos
El Programa de Rehabilitación del Adulto comenzó el año 2000, como una iniciativa complementaria. Sin embargo, se ha ido especializando cada vez más en pacientes neurológicos. “Esto porque son patologías más complejas y éste es un centro de especialidad. Además es un consenso que tenemos con el Servicio de Salud Magallanes, de manera que el resto de las patologías que son menos complejas se tratan en el consultorio o el hospital, por un tema de espacio”, dijo el kinesiólogo a cargo del programa, Heriberto Henríquez.
Agregó que, este año se ha comenzado a articular una red de derivaciones desde el Hospital Clínico de Magallanes, con el objetivo de conocer al paciente, para luego hacer la derivación. “La idea es que el paciente conozca a quienes lo van a intervenir y sepan de qué se trata el programa de rehabilitación. Es una intervención temprana dentro del mismo hospital, para seguir un plan dentro del centro”, dijo el profesional.
En dicho plan que contempla atenciones de lesiones en el músculo esquelético, osteoartritis, artritis reumatoidea, osteoporosis, enfermedad de Parkinson, secuelas de traumatismo encéfalo craneano (Tec), de accidente vascular encefálico (Ave), secuelas de lesiones medulares polineuropatías, miopatías, secuelas de poliomelitis y amputaciones.