Necrológicas
  • Manuel Aravena Domínguez
  • Jorge Ulloa Ulloa
  • Proselia Alvarez Marín

Entregaron mediagua a hombre que vivía en un minibús

El domingo por la tarde Ana Isabel Iturra, de Magallanes Fraterno, organización perteneciente al Obispado de Punta Arenas, entregó las llaves de la mediagua a Carlos García Cheuques, de 64 años, para ayudarlo a salir de la situación de indigencia que lo tenía viviendo desde hace más de dos años, en la carcaza de un furgón, en la prolongación de Enrique Abello, al norponiente de la ciudad.
[…]

Por La Prensa Austral Lunes 3 de Noviembre del 2014

Compartir esta noticia
19
Visitas


El domingo por la tarde Ana Isabel Iturra, de Magallanes Fraterno, organización perteneciente al Obispado de Punta Arenas, entregó las llaves de la mediagua a Carlos García Cheuques, de 64 años, para ayudarlo a salir de la situación de indigencia que lo tenía viviendo desde hace más de dos años, en la carcaza de un furgón, en la prolongación de Enrique Abello, al norponiente de la ciudad.
Gracias al aporte conjunto de distintas organizaciones como el Obispado de Punta Arenas, “Magallanes luchando por una casa”, Instituto Santo Tomás, Agrupación Puro Corazón y la alcaldesa de Río Verde, Tatiana Vásquez, se lograron reunir los materiales necesarios y la mano de obra para que Carlos García pueda vivir de manera más digna mientras espera la entrega de una casa en el marco de un proyecto Serviu.
Según explicaron Maritza Legüe y Fernando Serón de “Magallanes luchando por una casa”, de las 123 familias que están esperando desde hace más de dos años, a 19 de ellas le entregarían sus viviendas a fines de 2015, ya están los terrenos y el proyecto, falta que se destinen los recursos y se empiece a construir, aseguró Serón.
Así es que mientras los tiempos del gobierno son lentos y muchas veces con una innecesaria burocracia, las organizaciones sociales junto con la solidaridad de cientos de personas que colaboran, se hacen posibles acciones como esta, que lejos de resolver completamente la situación de indigencia la mejoran y mucho, aunque todavía falta un baño, agua potable y gas.
“Ahora puedo levantarme más rápido y tengo lugar para moverme en el vehículo donde estaba helado” remarcó Carlos García, agradecido y con emoción en sus ojos cuando le entregaron las llaves de su mejora.
El total del presupuesto para la construcción de la mediaagua fue un millón 140 mil pesos. De los cuales 700 mil pesos fueron reunidos por la “campaña del sobre” que se realizó en la iglesia Catedral de Punta Arenas.
“Queda un sabor amargo porque las autoridades del gobierno, a pesar de las mesas de diálogo y su compromiso de ayuda no concretaron nada, sólo entregaron 13 planchas”, dice Ana Isabel Iturra, de Magallanes Fraterno. En junio pasado, este hombre fue visitado por representantes de algunas organizaciones, entre ellos Mario Torres, funcionario de la intendencia, quien anotó las principales necesidades de este adulto mayor.
Los alumnos de Topografía y Construcción del Instituyo Santo Tomás, en asociación con Magallanes Fraterna se encargaron de la construcción.
El obispo Bernardo Bastres enfatizó que gracias a la organización “Magallanes luchando por una casa”, se enteraron de este caso y activaron todas las redes de ayuda, ya que de otra manera la situación de don Carlos no hubiese cambiado. “Esta casa se ha levantado con la promesa de las autoridades, pero con la generosidad de los pobres” aclaró Bastres.