Necrológicas
  • María González Hernández
  • Silvia Cárcamo Guajardo
  • Susana Julia Levinieri vda. de Gallardo

Este año los colegios municipales de Punta Arenas perdieron 619 alumnos

– Disminución también se aprecia en los establecimientos subvencionados y particulares pagados.

Por La Prensa Austral Domingo 26 de Junio del 2011

Compartir esta noticia
101
Visitas


La comparación de los datos de las matrículas del sistema escolar de Punta Arenas muestran una verdadera radiografía de la realidad de la sociedad magallánica, marcada fuertemente por la división socioeconómica y las nuevas tendencias de vida familiar.

Son 912 los escolares que perdió el sistema educativo (colegios municipales, subvencionados y particulares) respecto del año anterior, equivalentes a casi 4 por ciento del total de matriculados, según la información entregada por la Unidad de Subvenciones de la Secreduc.

El año pasado, el total de niños o adolescentes estudiando alcanzaba los 26 mil 986 y este año apenas supera los 26 mil. La baja más fuerte se registra en los establecimientos municipales con una disminución de 619 matrículas en sus 29 recintos educativos de dependencia municipal.

Si bien hay varias escuelas que presentan una baja de más de treinta alumnos, las situaciones más críticas se viven en la Manuel Bulnes, Arturo Prat y Liceo Sara Braun; con 97, 79, y 72 menos, respectivamente. Mientras que el Liceo Luis Alberto Barrera al convertirse en Bicentenario aumentó en más de cien las matrículas y la Escuela España en treinta.

Por su parte, de los 2.308 alumnos que tenía el sistema particular pagado, 210 ya no pertenecen a él, registrándose la baja más notoria en el Colegio Miguel de Cervantes con 81 estudiantes menos.

En tanto, la dependencia particular subvencionada perdió sólo 83 alumnos, con un aumento de 53 matrículas en algunas escuelas especiales.

Variables

El seremi de Educación, Raúl Muñoz Pérez, manifestó que estas cifras pueden responder a cuatro fenómenos. “Una de las variables que hemos detectado es la baja tasa de natalidad que registra la región, en el que no existe mayor crecimiento demográfico”, afirmó, señalando que “los jóvenes ya no se casan o deciden no tener hijos, por lo tanto, entran menos estudiantes”.

Otro de los motivos sería el traslado de los padres fuera de la región. “Existen muchas familias que por el trabajo del padre emigran al norte del país”, aseguró.

Pero la fuerte baja en el sistema municipal tendría otra razón de fondo y es la gran deserción que presentan los alumnos de enseñanza media. “La tasa es de un diez por ciento y se da principalmente en las familias vulnerables, donde a los hijos no les va muy bien en el colegio, repiten de curso o deciden abandonar para insertarse al mundo laboral y encontrar sustento monetario”, explicó Muñoz. Esto se ve reflejado también en el éxodo a los sistemas 2×1, una manera de terminar cuarto medio que presenta otras condiciones y que facilita el horario para los jóvenes trabajadores.

Finalmente, el aumento de las matrículas en las escuelas especiales hacen pensar que los escolares se trasladaron desde un proyecto de integración inserto en sus escuelas hacia una educación más específica y especializada.

El seremi contó que el gobierno está tomando medidas ante esta realidad, otorgando ayudas económicas a través de becas de apoyo a la retención escolar.