Necrológicas
  • René Lopeteguis Trujillo
  • Luisa Mancilla Soto
  • Juan Mario Moreira Añazco
  • César Barrientos Cárdenas
  • Raúl Low Bórquez
  • Nancy Cofré Yévenes

“Estoy tranquilo porque el autor pagará su delito”

Tribunal de Juicio Oral de Punta Arenas dictó veredicto condenatorio para Sixto Ayancán como autor del homicidio,
pese a no haberse encontrado el cadáver del pescador Fernando Antonio Ojeda

Por La Prensa Austral Jueves 11 de Agosto del 2011
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
39
Visitas


Tranquilos por el veredicto condenatorio recaído en contra de Sixto Ayancán Ayancán se manifestaron los familiares del pescador Fernando Antonio Ojeda, quien tras ser ultimado por un disparo de escopeta su cadáver fue arrojado al mar atado a unos sacos con piedras.

José Ojeda Navarro durante casi dos años luchó para lograr que se hiciera justicia en el caso de su hermano.
Por oídas tenía claridad sobre lo ocurrido. Sin embargo lo anterior había que demostrarlo ante los tribunales. Primero contó con la comprensión y apoyo de Carabineros y posteriormente de los funcionarios de la PDI que tuvieron a su cargo las pesquisas.

Desde un comienzo sabía lo difícil que sería comprobar el delito de no contar con los restos de su hermano. Sin embargo en la Fiscalía le indicaron que se contaban con una serie de pruebas que les permitiría establecer el ilícito y la participación de Ayancán.

Recordó que “en un momento pensé que nunca esta persona iba a pagar por lo que hizo. Después conversé con el fiscal y ellos me dijeron que lo iban a llevar a juicio. Ellos me ayudaron mucho para sacar esto adelante”.

Agregó que pese a la condena del Tribunal Oral en lo Penal de Punta Arenas no se encuentra contento. “Estoy tranquilo espiritualmente. Sé que a mi hermano no lo voy a poder sacar donde está, pero por lo menos esta persona (Ayancán) va apagar por el delito que cometió”.

Durante todo este tiempo reconoce que sufrió mucha pena y a veces rabia. En un momento sus otros hermanos que estaban en Puerto Montt dudaron que se pudiera aclarar el caso. Con ellos estuvo en el juicio, quienes se fueron contentos por la actitud asumida por él, de nunca perder la esperanza en la justicia.

Ahora la preocupación pasa por su anciana madre de 99 años, quien vivía precisamente con la víctima, quien siempre la acompañaba para las principales festividades.

En su caso, sabe que necesitará el apoyo de profesionales para superar el trauma. Aun sufre por lo ocurrido a su hermano.

Hoy tiene palabras de agradecimientos para los fiscales que tuvieron a su cargo el caso, los funcionarios de la PDI y Carabineros y a todos a quienes en un momento dado se le acercaron para darle su apoyo.

Aunque sabe que la defensa del condenado puede apelar, manifestó tener fe que la justicia no variará su fallo.