Necrológicas
  • María Ofelia Laguarda Sánchez
  • María Julia Cárcamo H.
  • Amelia Miranda Navarro

Estudiantes lamentan hechos de violencia posterior a la marcha

La manifestación pública del jueves en demanda de mejoras generales al sistema educativo, en especial la calidad y gratuidad de la enseñanza, terminó con lamentables episodios de violencia como el “ataque” con pintura a la intendencia regional, barricadas en pleno centro y enfrentamientos con Carabineros que dejaron una veintena de personas detenidas y un funcionario policial herido con una pedrada en la nariz.
[…]

Por La Prensa Austral Sábado 6 de Agosto del 2011

Compartir esta noticia
6
Visitas


La manifestación pública del jueves en demanda de mejoras generales al sistema educativo, en especial la calidad y gratuidad de la enseñanza, terminó con lamentables episodios de violencia como el “ataque” con pintura a la intendencia regional, barricadas en pleno centro y enfrentamientos con Carabineros que dejaron una veintena de personas detenidas y un funcionario policial herido con una pedrada en la nariz.

El dirigente de la Asamblea de Estudiantes Secundarios (Aes), Patricio Toro, calificó como “lamentable” los disturbios, aunque señaló que se trataron de hechos puntuales ocurridos después de la marcha que se desarrolló de manera completamente pacífica”.

El alumno del Liceo Contardi reconoció que existió provocación por parte de un grupo minoritario hacia Carabineros y que se generó “un problema de orden” que no estaba presupuestado y no se condice con el objetivo que persigue el movimiento social estudiantil.

“Nosotros nos habíamos preocupado de efectuar un plan de contención, de hecho, alumnos estuvieron acompañando y recorriendo la marcha”, contó, señalando que para la próxima protesta del martes deberán redoblar las prevenciones.

“Vamos a tener que informar al interior de cada liceo y elaborar alguna medida para dispersar rápido a la gente”, apuntó el estudiante, recalcando que de los detenidos muy pocos eran secundarios.

Por su parte, el seremi de Educación, Raúl Muñoz, rechazó los disturbios, que también afectaron a la secretaría regional ministerial de Educación (Secreduc) con “bombas” de pintura. “Se está llegando al extremo la violencia y se ha perdido el respeto hacia la autoridad”, expresó, agregando que “hay que decir basta”.