Necrológicas
  • Norma Lidia Ojeda Santana
  • Ricardo Bravo Palma
  • María Cristina Mancilla Gómez
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Dina Gómez Alba

Faenar 800 mil lanares al 2020, una de las metas del Agro para Magallanes

– Seremi del ramo, Manuel Bitsch, adelantó los principales desafíos impuestos sobre la base de la perspectiva favorable de crecimiento económico del sector agropecuario.

Por La Prensa Austral Domingo 19 de Junio del 2011

Compartir esta noticia
80
Visitas


Lograr aumentar los volúmenes de producción al punto de llegar a una faena de 800 mil lanares al 2020 (o antes) y así copar la capacidad de faenamiento existente en Magallanes, es una de las metas que contempla la nueva estrategia de desarrollo del sector agropecuario de la zona.
Para ello, es necesario, entre otros objetivos parciales, pasar del magro 76% al 85% en la tasa de destete de corderos, así como elevar del 29% a 60% el índice de extracción de ganado.
“No existen problemas reproductivos ni de fertilidad de nuestro ganado. El gran problema está en la mortalidad peri y post natal de corderos, cuya consecuencia nos lleva a estas bajas tasas de destete. Si sólo se lograra llegar al 85%, estamos hablando de exportar 120 mil corderos adicionales, lo que, a precios actuales, equivale a cerca de diez millones de dólares por temporada”, acotó el seremi de Agricultura, Manuel Bitsch.
En el caso del ganado bovino, Bitsch es cauto en cuanto a plantear que recién se están dando pasos en la exportación y que el fuerte es la venta interna hacia el norte del país. Y, como el precio está alto, cree que ello podría desalentar los envíos al exterior. Pero, igual considera que, a 2020, se podría llegar a una tasa de extracción equivalente a 45 mil ó 50 mil vacunos (actualmente bordea los 40 mil animales).
Estas metas son parte de la nueva estrategia de desarrollo del agro, cuyo borrador ya está en la oficina del seremi y que será expuesta durante el seminario “Desafíos para la Competitividad del sector Silvoagropecuario”, el próximo miércoles 29 de la subsiguiente semana.
Para este seminario, está contemplada la asistencia del ministro del ramo, José Antonio Galilea.

Tendencia positiva
Para la elaboración de la estrategia de desarrollo del agro, el seremi consideró que, en general, las perspectivas de crecimiento económico en el sector muestran una tendencia positiva, debido a una significativa valorización de los productos (lana y carnes) en los mercados internacionales.
Bitsch remarcó que se ha verificado una disminución de la masa ganadera mundial, tanto en ovinos como bovinos, y una merma de los stock disponibles para satisfacer una demanda que es creciente en los mercados externos.
“Este incremento de la demanda mundial, especialmente en las carnes de vacuno, se explica por la recuperación económica y consecuente mayor poder adquisitivo observado en algunos países orientales y de Rusia, que han aumentado en forma significativa sus importaciones.
“Como contrapartida -planteó-, la oferta mundial no crece, sino que, por el contrario, se mantiene estancada con una tendencia a disminuir en los últimos cinco años, muy influenciada por la crisis financiera de 2008 y 2009, que determinó una baja del precio de la carne y un alza en los insumos, lo que hizo que muchos productores dejaran esta actividad, disminuyendo la oferta mundial de ganado”.
El seremi recalcó que existe una gran oportunidad para los productores y exportadores magallánicos, ya que los países líderes en producción de carne no están en condiciones de cubrir esta mayor demanda. El más importante de ellos – Brasil – tiene una fuerte demanda interna, no quedando espacio para incrementar sus exportaciones, y en el caso de Argentina la masa ganadera ha disminuido, debido a las restricciones impuestas a las ventas al exterior (los ganaderos han cambiado sus sistemas de producción a otros rubros, especialmente cultivos, como la soya y otros).
En el caso de las carnes y lanas ovinas, estos mayores precios también responden a una disminución de la dotación mundial de ganado y a una recuperación de la demanda, hizo ver.
“Los efectos de esta tendencia ya se observan en el mercado regional desde el año 2010 que cerró con un récord histórico en el valor de las exportaciones del sector silvoagropecuario, que logró superar la barrera de los 70 millones de dólares (ver gráfico), lo que se explica más por el mayor valor de cada unidad de producto, que por el volumen de producto exportado, que no ha variado en forma significativa en los últimos años (ver gráfico)”, señaló.

Focos de la estrategia
Bitsch adelantó que los focos de la estrategia que está impulsando en el sector pecuario, en coordinación con el sector privado, son el fortalecimiento y la recuperación de praderas, de manera de revertir el alto grado de degradación observado en este recurso.
Otra línea es apoyar la investigación aplicada, orientada a “validar tecnologías” y, sobre todo, a fortalecer los programas de transferencia tecnológica, para que la investigación, la innovación y la introducción de nuevas tecnologías y/o sistemas de manejo sustentables comiencen a ser aplicadas y replicadas en los predios ganaderos.