Necrológicas
  • Raúl Flores Gómez
  • Orlando Vera Muñoz
  • Luz Edulia de las Mercedes Chapa Muñoz
  • Francisco Moreno Chávez

La leyenda del rock and roll sigue viva: Chuck Berry cumple 85 años

El origen del rock and roll tiene un nombre y apellido: el guitarrista y cantante afroamericano Chuck Berry, quien un día como hoy 18 de octubre cumple nada menos que 85 años.
[…]

Por La Prensa Austral Martes 18 de Octubre del 2011

Compartir esta noticia
13
Visitas


El origen del rock and roll tiene un nombre y apellido: el guitarrista y cantante afroamericano Chuck Berry, quien un día como hoy 18 de octubre cumple nada menos que 85 años.

Un artículo de emol.com destacó ayer la increíble trayectoria del artífice de una nueva forma de tocar la guitarra eléctrica que influenció desde los Beatles hasta los Rolling Stones, entre varios grupos legendarios, incluyendo hasta a Michael Jackson.

Berry llevó como nadie a los escenarios el espíritu de la música norteamericana en los años 50 y 60. Rompió con las reglas y con su forma de tocar la guitarra conseguía arrancar gritos a las jovencitas del público, que imitaban además su forma de moverse como un pato. “Haz sitio Beethoven, y cuéntale las novedades a Chaikovski”, cantaba sarcásticamente en su éxito “Roll Over Bethoven”, pleno de confianza en sí mismo.

“Si quieren dar otro nombre al rock and roll, debería ser Chuck Berry”, dijo en una ocasión John Lennon. Y es que, antes de escribir sus propios temas, los Beatles tocaban las canciones de Berry. De las 500 versiones de los éxitos del músico, 16 salieron de las guitarras de los Rolling Stones y de los cuatro de Liverpool.

En realidad, entre los planes de Berry, nacido en San José (California), no estaba convertirse en “Mr. Rock ’n’ Roll”. Durante el día trabajaba en la cadena de una fábrica y por la noche estudiaba para peluquero, su profesión ideal. La guitarra aprendió a tocarla de forma autodidacta en el reformatorio al que fue a parar tras un intento de robo. Después, formó un trío de aficionados.
En 1955 saltó a la fama con “Maybellene”, una analogía entre el sexo y la velocidad al volante que todavía hoy sigue utilizando Mick Jagger. Después, siguieron un texto genial tras otro: “Sweet Little Sixteen”, “Rock and Roll Music”, “Back in the USA” o “Brown-Eyed handsome Man”, entre otros.

Con su música, consiguió entusiasmar incluso a la Nasa. Cuando la agencia espacial envió al espacio la sonda Voyager en 1979, incluyó una cinta con grabaciones de los mejores temas de la historia: y junto a la “Flauta Mágica” de Mozart podía escucharse también “Johnny B. Goode”, grabada por Berry en 1958.

Su famoso “paso del pato”, que después inspiraría a James Brown y Michael Jackson, fue también fruto de la casualidad. El grupo llegó tan tarde a un concierto que no tuvo tiempo de cambiarse de ropa. Así que, para evitar que el público se fijara en sus trajes arrugados, Berry empezó imitar los andares de un pato en el escenario. Las chicas se volvieron locas.

Pero su carrera también generó titulares negativos. En 1962 tuvo que comparecer ante los jueces por violar el “Mann Act”, que prohíbe llevar a prostitutas de un estado a otro. Como consecuencia, pasó dos años en prisión. En 1979 repitió su experiencia en la cárcel durante cien días por evasión fiscal y después se vio enfrentado a casos relacionados con marihuana.

A sus 85 años, Berry sigue actuando. Una vez al mes desenfunda su guitarra eléctrica Gibson y toca en el “Blueberry Hill” de St. Louis. Pero verlo es casi misión imposible: las entradas para los conciertos hasta el próximo febrero de 2012 ya están agotadas.