Necrológicas
  • Proselia Alvarez Marín
  • René Armando Silva Miranda
  • Susana Barría Vigna
  • Humberto Barrientos Barrientos

Lady Gaga invitó a “la revolución del amor”

La estrella del pop Lady Gaga invitó a hacer “la revolución del amor” y defendió la causa de los homosexuales al cierre de la Europride de Roma, ante cientos de miles de personas.
[…]

Por La Prensa Austral Lunes 13 de Junio del 2011

Compartir esta noticia
7
Visitas


La estrella del pop Lady Gaga invitó a hacer “la revolución del amor” y defendió la causa de los homosexuales al cierre de la Europride de Roma, ante cientos de miles de personas.

“Debemos hacer la revolución del amor”, “debemos ir adelante en la defensa del amor”, repitió la artista estadounidense en un discurso improvisado en el escenario instalado en el Circo Máximo, junto al Coliseo y cerca del Vaticano.

Vestida de forma comedida con un elegante traje negro y blanco, de la última colección del estilista Gianni Versace, según indicó ella misma, y con una peluca verde, Lady Gaga no hizo ningún comentario provocador hacia el gobierno de Silvio Berlusconi ni hacia la Iglesia, como temían algunos políticos italianos.

Antes de su intervención, diversas personalidades políticas católicas invitaron a la cantante estadounidense pop Lady Gaga a no provocar al Papa.

“Soy consciente de las tradiciones religiosas, respeto a las familias que creen, pero creo que es importante reivindicar el cambio y reconocerlo”, dijo con una voz grave, antes de interpretar dos canciones al piano.

“Soy ciudadana del mundo y pido a los gobiernos que faciliten nuestro sueño de igualdad”, añadió la joven de 25 años, que recordó sus orígenes italianos y su verdadero nombre, Stefani Germanotta.

La intervención de Lady Gaga fue la culminación de un desfile en el que abundaban las banderas arcoiris, y donde podían leerse eslóganes como “Personas diferentes, mismos derechos” o “Igualdad y derechos humanos para todos”.

Los participantes siguieron unas cuarenta carrozas, entre ellas la de las “familias arcoiris”, con padres gays y sus niños.

Según los organizadores, un millón de personas participó en la Europride.