Necrológicas
  • Norma Lidia Ojeda Santana
  • Ricardo Bravo Palma
  • María Cristina Mancilla Gómez
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Dina Gómez Alba

Llegada de turistas deja US$224 millones anuales de ingresos en Magallanes

Un monto superior a los US$224 millones anuales están ingresando a la Región de Magallanes a través de los más de 630 mil turistas que durante el último año llegaron a la zona por vía marítima, aérea o terrestre.
[…]

Por La Prensa Austral Sábado 30 de Agosto del 2014

Compartir esta noticia
288
Visitas


Un monto superior a los US$224 millones anuales están ingresando a la Región de Magallanes a través de los más de 630 mil turistas que durante el último año llegaron a la zona por vía marítima, aérea o terrestre.
La cifra fue recogida por la dirección regional del Servicio Nacional de Turismo (Sernatur) a través de cuatro puntos principales de destino en la región: Torres del Paine, estrecho de Magallanes, Tierra del Fuego y Cabo de Hornos, donde está concentrada la mayoría de los servicios turísticos que hoy suman 662 en total.
A través de ellos, se logró concretar la cantidad de visitas registradas durante el año 2013 en Magallanes, que alcanzó las 631 mil personas, proyectando un aumento del 5% para este año, esperando superar los 660 mil turistas en la región.
Así lo destacó la directora regional de Sernatur, Carla Ivelic, quien se refirió al proceso interno que está viviendo la entidad y el sector turístico al que, a partir de ahora, se abocarán los esfuerzos: “Estamos priorizando hoy día un proceso que comenzó en la administración anterior y, en este sentido, Sernatur debe ordenar la industria para fomentar -todavía más- el turismo en Magallanes, en especial, lo que se refiere al turismo de cruceros”.
Al respecto, la encargada destacó que, con la cifra consolidada de 103 cruceros que llegarán a partir de septiembre, se estima superar la 63 mil personas por vía marítima durante la temporada venidera. Un dato no menor, considerando que, al menos, el 33% de ese total gasta un mínimo de US$40 diarios, promedio, durante su estadía en la Patagonia.
Según Ivelic: “Es muy potente que digamos que hoy vienen, al menos, 60 mil personas de las cuales poco más del 30% nos está dejando individualmente US$40 por día. Es un gasto bastante importante”, destacó.
En este mismo ámbito, a nivel global, las cifras aportadas por los diferentes servicios turísticos hablan de un ingreso promedio anual de US$356 por turista que ingresa a la región.
Otro dato interesante es el nivel de turistas extranjeros que viene a la región que el año anterior habría superado los 160 mil pasajeros reportados por los establecimientos de alojamiento turístico y donde los países de Argentina (24,4%), Estados Unidos (19,5%) y Alemania (8,8%) destacan con un mayor número.
Proyecciones al 2018
A través de un crecimiento promedio que durante los últimos tres años se ha mantenido en torno a un 7% anual (según datos de la anterior administración), los servicios hicieron una proyección de visitantes hacia el año 2018, estimando para entonces una cantidad que debiese superar los 770 mil turistas.
De acuerdo a las proyecciones desagregadas por destino, en Torres del Paine las unidades turísticas esperan un aumento del 22%, esperando alcanzar las 344 mil personas. Los servicios ligados al estrecho de Magallanes, por su parte, estimaron un total de 403 mil turistas nuevos. En Tierra del Fuego esperan lograr a un número cercano a las 12 mil visitas. Por último, Cabo de Hornos proyecta una cantidad de 9 mil viajeros en cuatro años.
Datos que, si bien auguran un buen panorama económico ligado al sector Turismo, no obstante, hará más notorias las falencias que presenta la región en términos de infraestructura y capacidad de servicios ligados –restaurantes, comercio, alojamiento-, según levantaron algunas autoridades del área económica.
Los mismos servicios de cada destino hicieron presentes estas brechas con la intención de apremiar el trabajo y búsqueda de recursos en estas áreas, donde la falta de conectividad y servicios para la atención del turista se repiten en las cuatro provincias de la zona.
En el caso de Torres del Paine, se puso en relieve la necesidad de infraestructura de senderos y pasarelas, además de la falta de instalaciones básicas para actividades náuticas y recepción de yates.
En las cercanías del estrecho de Magallanes, los servicios destacaron el bajo nivel de desarrollo de equipamiento para actividades formales, como congresos y convenciones y la carencia de infraestructura básica para otras actividades de recreación.
En Tierra del Fuego se redoblan las críticas por una conectividad marítima deficiente para el turismo en Porvenir y la falta de servicios e infraestructura de apoyo en el sector sur de la isla.
Por último, en Cabo de Hornos también se resiente la limitada capacidad de conectividad aérea para la movilización de turistas y una demanda por mejorar la recepción de pasajeros desde Ushuaia a Puerto Navarino.
Se espera que tras las mesas de trabajo desarrolladas por el gabinete económico, se evalúen fórmulas para atender estos problemas a través de un aumento de inversiones, principalmente en infraestructura.