Necrológicas

Umag firma convenio para bajar tasa de deserción universitaria con plan a cinco años

Una inversión de 2.200 millones de pesos tiene como objetivo disminuir de un 25 a un 10 por ciento,
el abandono de una carrera.

Por La Prensa Austral Jueves 29 de Noviembre del 2012

Compartir esta noticia
11
Visitas


Si bien sus cifras son más favorables con relación a la realidad nacional, en la Universidad de Magallanes se anticiparon y elaboraron un plan integral, que tiene como objetivo disminuir los índices de deserción estudiantil. Para ello, llegó a Punta Arenas, el director del Convenio de Desempeño de la Universidad del Bío Bío, Manuel Albarrán, que respaldará técnicamente el proyecto, pues en esta institución se realizó un estudio para analizar este fenómeno, centrado en los alumnos de primer año.

Entre los factores que fueron detectados en la universidad penquista, se encontró que la información para ingresar a la universidad es insuficiente en cuanto a las características, exigencias y requerimientos de la carrera. Asimismo, otra de las causales es que un 44 por ciento de los que se retiraron de la Universidad del Bío Bío lo hicieron porque las carreras no cumplieron con sus expectativas. Otros problemas que se detectaron fueron una mala base de la enseñanza media y también, por razones económicas.

De esta forma, la Umag elaboró un plan que buscará disminuir estas cifras, que a nivel nacional superan el 50 por ciento, pero que en la institución magallánica, sólo rondan por el 25 por ciento. Sin embargo, el objetivo es que de aquí a cinco años, se llegue a lo máximo a diez puntos porcentuales de deserción estudiantil. La directora de docencia de la Umag, Virginia Alvarado, detalló que las líneas estratégicas de acción se enfocarán sobre la deserción, permanencia, inserción laboral y acreditación. Esto permitirá que los programas de apoyo estudiantil y los sistemas de información, gestión y evaluación institucional se unirán para ayudar en la formación integral de los alumnos. “Las unidades pedagógicas se unirán con los centros de admisión, la Dirección de Asuntos Estudiantiles, habrá cápsulas audiovisuales, entre otras”, indicó Alvarado.

Dentro de la realidad de la Umag, se detectaron falencias en las habilidades comunicacionales y matemática y también problemas de autoconcepto. No obstante, con este proyecto, se busca generar un cambio de paradigma: “sabemos que no le podemos solucionar la vida al estudiante, pero sí generar las condiciones para que se pueda desarrollar; que el alumno cuente con garantías en su asistencia, que se generen grupos de trabajo, y también en el aspecto motivacional, a través de talleres y tratar de armonizar los horarios y mejorar los recursos del aula”, concluyó Virginia Alvarado.