Necrológicas
  • María Ofelia Laguarda Sánchez
  • María Julia Cárcamo H.
  • Amelia Miranda Navarro

Vendedor discapacitado Claudio García Muñoz fue declarado Ciudadano Ilustre de Magallanes

El hermetismo en la torre del gobierno regional era grande. Nadie quería confesar quién sería elegido como Ciudadano Ilustre de Magallanes. En una de las oficinas, debatían el intendente Jorge Flies y algunos de los ciudadanos que fueron elegidos en años anteriores. Al salir de la reunión, Flies a diferencia de otros años, en que la comitiva acudía al hogar del designado, indicó que el nuevo Ciudadano Ilustre, llegaría hasta el edificio de calle Bories esquina José Menéndez, la ex intendencia.
[…]

Por La Prensa Austral Martes 12 de Agosto del 2014

Compartir esta noticia
34
Visitas


El hermetismo en la torre del gobierno regional era grande. Nadie quería confesar quién sería elegido como Ciudadano Ilustre de Magallanes. En una de las oficinas, debatían el intendente Jorge Flies y algunos de los ciudadanos que fueron elegidos en años anteriores. Al salir de la reunión, Flies a diferencia de otros años, en que la comitiva acudía al hogar del designado, indicó que el nuevo Ciudadano Ilustre, llegaría hasta el edificio de calle Bories esquina José Menéndez, la ex intendencia.
Tras salir de la reunión, sólo dijeron a los medios presentes, “se van a dar cuenta de inmediato de quién se trata”. Flies y los integrantes de la comisión, conformada por Mirna Pavlov, Carmen Maldonado, Jorge Amarales, Alvaro Soto, Dante Baeriswyl, Olga Ursic, Juvenal Henríquez, Elena Rada y Jorge Sharp Galetovic, miraban hacia fuera, esperando la llegada del flamante Ciudadano Ilustre.
Así fue como cerca de las 17 horas, el intendente detectó un taxi que se estacionó en José Menéndez con Bories, y supo que había llegado. El mismo salió rápidamente y le abrió la puerta a Claudio Andrés García Muñoz… y todos entendieron por qué tanta atención de parte de la primera autoridad regional.
Con dificultad y ayudado por un “burrito” para discapacitados, García, de 48 años, conocido vendedor de huevos puerta a puerta y que producto de una asfixia al momento de nacer, sufrió una parálisis cerebral y un cuadro de discapacidad muscular progresiva, descendió del taxi. Sin poder ocultar su sorpresa, nerviosismo y alegría, el nuevo Ciudadano Ilustre ingresó al edificio de la gobernación, ante los comentarios emocionados de quienes ya obtuvieron el reconocimiento en años pasados.
El intendente Flies, quien en su calidad de médico conocía bien la historia de Claudio García, explicó que la elección fue casi unánime, dentro de los 6 candidatos propuestos. De inmediato, el intendente destacó los méritos del premiado: “Primero por su experiencia propia, segundo como ejemplo a toda la comunidad y como líder para ir logrando, desde los años ’90 el poder asociar a las personas que tienen alguna discapacidad, poder ser la voz de aquellos que no tenían voz, y después, durante 17 años estar haciendo, entre otras cosas, campamentos en dos asociaciones y hoy presidiendo también, distintas agrupaciones”, subrayó Flies, mientras Claudio García no podía ocultar sus sentimientos detrás de sus ojos azules y sus párpados enrojecidos.
“La verdad que me pillaron un poco desprevenido porque andaba trabajando. Me llamó el señor intendente para que viniera inmediatamente para acá. Esta sorpresa no me la esperaba nunca, no sé cómo describir la emoción que tengo en este momento. Gracias al señor intendente y a la comisión”, declaró García, a pesar del gran esfuerzo que le significa poder articular palabras.
Pionero en la inclusión
Pese a su complicada condición, García tiene el título de Técnico en Turismo, logro que disfrutó con su familia, integrada por su madre (que también presenta discapacidad) y una hermana. Sobre su trayectoria, que finalmente le valió el reconocimiento, se destacó su participación, desde 1992, como dirigente en el Instituto Nacional de la Juventud, donde comenzó a gestarse la formación de la Asociación de Discapacitados de Magallanes, Adima, que vio la luz en 1993 y con García como presidente, donde sobresalió por su trabajo para la formación de campamentos, y así dar los primeros pasos en lo que después se llamó integración, pero que en esos años costaba mucho más.
Durante 17 años, Claudio García estuvo a cargo de la organización de estos campamentos, hasta que en 2004 formó la Agrupación de Magallánicos Discapacitados, en la que busca la participación de jóvenes y adultos, que tengan, o no, alguna discapacidad. Todos estos méritos hicieron que fuera postulado a la mesa de ex Ciudadanos Ilustres por la directora regional del Servicio Nacional de la Discapacidad, María Milena Yankovic Kuscic. En el fundamento entregado a la mesa, se indicó que “se considera importante relevar a las personas en situación de discapacidad, que hacen un trabajo anónimo desde la sociedad civil, que a pesar de las dificultades propias de la discapacidad, han logrado sobreponerse y trabajar, para generar mayor conciencia social y empatía, contribuyendo a la generación de política pública”.
Ya está dicho que la elección fue casi unánime, pero el hermetismo se mantuvo, ya que nadie nombró quiénes fueron los otros 5 postulantes al reconocimiento. Sin embargo, quien obtuvo la medalla de Ciudadano Ilustre de 2013, Jorge Sharp Galetovic, destacó las cualidades de Claudio García: “nos basamos en lo que ha significado para él, el esfuerzo para desarrollar sus actividades no solamente propias, que ya debe ser algo muy difícil, sino que también trabajar para los demás, con gente que tiene su misma condición de discapacidad, o peor. Sin duda que es un premio al esfuerzo y a su alegría, porque siempre está irradiando energía, felicidad; esos son los argumentos que se tomaron en cuenta para elegir al Ciudadano Ilustre”, subrayó Sharp.
El 21 de octubre, cuando se celebre el Día de la Región, se realizará la ceremonia de premiación, de este premio, que se otorga desde 1982 y en el que han sido destacados personajes como Mateo Martinic, Osvaldo Wegmann, José Grimaldi, Enrique Campos Menéndez, entre muchos otros, pues hubo años en que se distinguió hasta una decena.