Necrológicas
  • María Ofelia Laguarda Sánchez
  • María Julia Cárcamo H.
  • Amelia Miranda Navarro

“Mi meta es que los niños de Magallanes cumplan sus sueños de vivir”

Por La Prensa Austral Domingo 22 de Mayo del 2016

Compartir esta noticia
1.701
Visitas

Silvia Leiva
sleiva@laprensaaustral.cl

“Mi meta es asistir a los niños con cáncer y hacer posible que sus sueños de vivir se hagan realidad. Vendré a formar parte de un equipo de trabajo, del cual tengo excelentes referencias, pero, sobre todo, es una oportunidad para mí el poder servir y hacerlo en una región donde sé que hay niños esperando recibir la asistencia”.
Esta es la determinación con la cual llegará hoy a Chile Alejandra Carranza Castañón, la hemato-oncóloga pediátrica mexicana que se integrará al equipo del Hospital Clínico de Magallanes, en cumplimiento de la promesa presidencial de dotar a este recinto de un especialista que pueda atender a los niños y las niñas magallánicas que padecen o pueden hacerlo de algún tipo de cáncer.
En víspera de su viaje, la profesional accedió a hablar con El Magallanes sobre su nuevo reto profesional y las expectativas que existen en la zona sobre su llegada.
Todo está dispuesto para que el martes llegue a Punta Arenas, oportunidad en que conocerá las dependencias hospitalarias, previo al inicio formal de su labor.
“Entiendo que hay mucha preocupación por dar atención médica a los niños con cáncer en la Región de Magallanes.  En mi ejercicio profesional, convivo diariamente con la angustia de los padres por ver sanar a sus hijos. Afortunadamente, la ciencia ha avanzado mucho y hoy en día tenemos la posibilidad de estar curando a los niños y devolverles la posibilidad de seguir viviendo. Haremos nuestro mayor esfuerzo por dar a los niños de Magallanes la mejor atención que esté a nuestro alcance”, dijo la oncologa pediátrica.
Conciente de la angustia que significa para los padres un diagnóstico oncológico , la doctora Alejandra Carranza se incorporará al equipo médico regional gracias a la gestión que durante meses debió realizar el Servicio de Salud Magallanes y el Hospital Clínico de Magallanes, luego de que la renuncia del único hemato-oncologo pediatra obligara a la derivación del total de pacientes del Programa Infantil Nacional de Drogas Antineoplásicas (Pinda) a otros centros asistenciales.
“El problema de que no haya suficientes oncólogos pediatras no es exclusivo de Chile; es un problema mundial y la mayoría de los gobiernos, incluyendo México, hacen un gran esfuerzo por formar especialistas en esta área médica, pero, además, en nuestros países se están invirtiendo muchos recursos para el tratamiento del niño con cáncer”.
En este sentido, agregó: “Profesionalmente, es un reto para mí poderme integrar en el programa de Salud de uno de los países más importantes de América Latina, el cual tiene uno de los sistemas de atención médica más reconocidos.  Al mismo tiempo, me siento honrada de poder participar dentro de los trabajos del Programa Infantil Nacional de Drogas Antineoplásicas. Vengo a sumarme al equipo de trabajo del hospital de Magallanes y dar lo mejor de mí, para brindar la atención requerida a los niños que padecen de cáncer”.
Su relación con Magallanes
y con Chile
“Físicamente nunca he estado en Chile, pero yo ya lo conocía a través de su cultura. Lo empecé a conocer a través de la poesía de Neruda, leyendo las obras de Isabel Allende, escuchando la música de Violeta Parra. De modo que éste es sólo un encuentro con esta tierra que me ha aportado mucho a mi formación personal”, dice mientras prepara los últimos detalles para su viaje y se despide de su familia.
Para ella, profesionalmente, es un reto poder integrarse en el programa de Salud en Chile en Magallanes. “Mi meta es asistir a los niños con cáncer y hacer posible que sus sueños de vivir se hagan realidad. Vendré a formar parte de un equipo de trabajo del cual tengo excelentes referencias, pero sobre todo es una oportunidad para mí el poder servir y hacerlo en una región donde sé que hay niños esperando recibir la asistencia”.
Las gestiones para su llegada
Desde el Servicio de Salud Magallanes y del Ministerio de Salud, intensificaron la búsqueda de un nuevo oncólogo, estableciéndose contacto con la oncóloga pediátrica mexicana Alejandra Carranza, quien cumple con todos los requisitos y que tiene un año de experiencia en la subespecialidad. La doctora llega con su pareja, quien también es pediatra y que tiene la especialidad de intensivista, que se dedica al suministro de soporte vital en pacientes que están críticamente enfermos.
“El contacto fue a través de las relaciones institucionales que existen entre el gobierno de México y el de Chile; posteriormente me invitaron a participar. El Ministerio de Salud me informó sobre los detalles de la contratación y comencé a relacionarme con el Servicio de Salud Magallanes, con quienes he estado coordinando los detalles para mi llegada a Punta Arenas”, explica la especialista.
Alejandra Carranza agrega: “Moralmente traigo a mi familia en el corazón y siempre me acompañan a donde quiera que voy, pero físicamente se quedan en México. Ellos me han dado todo el apoyo para venirme a Chile y eso ha fortalecido mi entusiasmo por venir a servir a este importante lugar”.