Necrológicas
  • Oscar Omar Brevis Castillo
  • Manuel Alvarado Celedón
  • Rosa Ester Ruiz Arismendi
  • Ana Gallardo Trujillo
  • Olga Pivcevic Martinovic

Mujer recurrió a la PDI para que investigue entrega de billetes falsos en un banco

Por Carolina Ruiz Miércoles 3 de Junio del 2015
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
660
Visitas

Indignada se manifestó Nancy Mancilla Asencio, de 62 años de edad, luego de que el sueldo cobrado por su hijo Daniel, quien trabaja como transportista internacional, en la sucursal del Banco de Chile en Punta Arenas, incluyera dos billetes de $10 mil falsos, según su denuncia.

La situación ocurrió el pasado jueves 28 de mayo, cuando el hombre fue a cobrar su salario, de $1 millón 400 mil, a la sucursal de Punta Arenas del Banco de Chile, en calle Roca.

Como lo hace cada mes, Daniel hizo entrega íntegra del dinero a su madre, Nancy Mancilla, quien realiza los pagos correspondientes, ya que debido a su trabajo, el hombre tiene que realizar viajes fuera de la región.

En este contexto, al día siguiente, la mujer acudió hasta un almacén cercano a su domicilio, donde hay una “Caja Vecina”. Fue ahí que la propietaria, quien la conocía desde hace años, le comunicó que entre los billetes se encontraba uno de $10 mil que estaba falsificado.

“Yo le dije ‘Vecina, voy a ir a buscar la otra plata que tiene mi hijo en la casa para ver si hay otro billete falso’. Fui y había otro billete más, también de $10 mil”, explicó la mujer, quien quiso dar cuenta de la situación al banco, pero como éste se encontraba cerrado por la hora, decidió dejar constancia de lo ocurrido vía telefónica.

El lunes durante la mañana, Nancy Mancilla acudió a la sucursal bancaria y conversó con el jefe de los cajeros, quien le dijo que como el dinero ya había salido del banco, la empresa no podía hacerse cargo del problema. “Ellos tienen todo tipo de máquinas para detectar los billetes falsos. Yo como simple mortal no puedo saber cuál es falso y cuál no. Me dijeron que debería haberlos contado, pero cómo uno se va a poner a contar 1 millón de pesos en el banco, es ilógico”, explicó la mujer, a quien además se le negó la posibilidad de estampar un reclamo por escrito.

Posteriormente, y sin haber encontrado una solución a su problema, Mancilla decidió acudir a la Policía de Investigaciones para denunciar el hecho; además, dice que espera alertar a la comunidad respecto a lo que le sucedió para que la gente tenga precaución al respecto. “Lo que a mí me molesta es que salga de una caja de banco, ni siquiera de un cajero automático. (…) Imagínese que hubiera usado esos billetes en alguna otra empresa o tienda, podrían haberme metido presa”, puntualizó la mujer.

Durante la tarde de ayer, La Prensa Austral consultó la versión al Banco de Chile, desde donde enviaron una declaración oficial a través de una empresa externa de comunicaciones, limitándose a señalar lo siguiente: “El banco se comunicó personalmente con la señora Nancy Mancilla y resolvió su situación satisfactoriamente”.