Necrológicas
  • Orlando Vera Muñoz
  • Yerco González Cárcamo
  • Leonor Silva de la Fuente
  • Francisco Moreno Chávez
  • Luz Edulia de las Mercedes Chapa Muñoz
  • Margarita Ríos Collier
  • Elena Cea Vidaurre

“Podría ser, perfectamente, que una empresa pública se haga cargo de la Zona Franca”

Por Carolina Ruiz Domingo 19 de Julio del 2015

Compartir esta noticia
406
Visitas

Sin muchas expectativas por parte del mundo político se realizó la designación, a principios de 2014, del intendente de Magallanes y Antártica Chilena, Jorge Flies Añón, quien el pasado lunes fue ratificado en su cargo, luego de ser uno de los mejores evaluados a nivel nacional.

Tras agradecer la confianza de la Presidenta Michelle Bachelet, anunció que en esta segunda etapa se dedicará a trabajar más en conjunto con la comunidad, tarea que será traspasada al gabinete.

– ¿Qué le parece su ratificación? Fue una forma de doblarle la mano a quienes no creían en usted en un inicio.

– “Primero, agradezco la confianza de la Presidenta en cuanto al trabajo que se ha hecho en la región. Y, ya lo dijimos en un comienzo, es natural que frente a mi persona como primera autoridad regional haya habido sorpresa en el mundo de los partidos políticos, pero también había conocimiento en cuanto a la gestión pública que habíamos hecho durante muchos años en el ámbito de la salud. Y si bien teníamos que aprender a relacionarnos en la gestión política del gobierno regional, con el tiempo creo que se ha demostrado que es absolutamente factible. Hoy, con las distintas directivas de los partidos, coincidimos la mayoría de las veces, la relación es armónica y nos une un tema que es común, que es el programa de gobierno y el programa que en la región estamos siguiendo”.

– La semana pasada, la Presidenta anunció que iba a existir un nuevo enfoque en el programa de gobierno. ¿Cómo va a afectar esto a Magallanes?

– “El 2014, cuando iniciamos la gestión, había todo un proceso de instalación del nuevo gobierno, pero también aseguramos los recursos de lo que iba a ser la inversión de estos cuatro años, muy cortos para todo lo que es levantar proyectos de envergadura. Y es así como hemos asegurado un buen ejercicio de lo que son los fondos habituales, como el FNDR o Fondema, además de recursos históricos en convenios que han sido ratificados, como el de Vivienda, el de Obras Públicas, y el de Salud. Entonces, todo esto sumado a lo que va a ser el emblemático Plan Especial de Zonas Extremas, nos lleva a que, en los dos años y ocho meses que quedan de gobierno, profundicemos el trabajo con la comunidad… Entonces, los énfasis van en la línea de lo que anunció la Presidenta: estar con la gente, conversar, acordar y priorizar sus necesidades, porque la gente entiende perfectamente que no se puede hacer todo en un solo gobierno”.

– Lo que pasa es que muchas veces se adoptan compromisos, respecto a medidas y fechas, por ejemplo, que no se cumplen y se perjudica la imagen del Gobierno. ¿Cómo cree que ha ido cambiando la imagen y cuál ha sido, a su juicio, la principal razón?

– “Yo creo que es fundamental cumplir las promesas, pero promesas que sean factibles de cumplir… Y, otro tema importante, es que ese centralismo que a veces reclamamos de Santiago, acá en la región se repite ampliamente y habitualmente uno ve a Punta Arenas y a Puerto Natales con un desarrollo urbano muy interesante, y todavía Porvenir y Puerto Williams los teníamos atrasados 20 años y hoy Williams y Porvenir están siendo transformados. Entonces, el esfuerzo fundamental en esto es poder cumplirle a la gente y cumplirle con la verdad”.

– Sin duda se están haciendo cosas, pero la gente sigue perdiendo la confianza y credibilidad en el actual gobierno. ¿Cuál cree que es el principal error de las autoridades en esto?

– “Creo que hay que separar dos cosas: una situación nacional compleja, donde muchas veces las determinaciones y los estados de ánimo tienen que ver con lo que estoy sintiendo y lo que me están informando. Y si hablamos sobre dónde tenemos que hacer mayor énfasis, pienso que debemos acercarnos aún más a la comunidad. Creo que es coincidente porque hemos tratado de levantar los proyectos, pero no sacamos nada de seguir conversando, porque la gente también está cabreada de que se converse con ellos y no se concrete nada. Esta crisis política tiene que ver con una sensación de rabia de la gente, de lo que han sido los procesos de abusos. La gente venía reclamando, históricamente, por distintos problemas de colusiones de empresas, y a esto se sumó todo este cruce entre el mundo privado y el político para las campañas. Entonces, con justa razón, la gente está enrabiada con los modelos políticos. Yo creo que los momentos de crisis tienen que ser una oportunidad para el país, para enmendar los rumbos, para cambiar la forma de hacer política, que se tiene que hacer, ojalá, con crítica constructiva. Es muy fácil en la vida tomar una actitud desde la vereda del frente y pasar toda la vida criticando. Lo difícil es construir”.

– Hablando de campañas políticas. Los partidos a nivel local ya se están preparando para las próximas elecciones municipales. ¿Cuál va a ser su rol en este proceso, siendo que es independiente?

– “Un gobierno regional no es indiferente a los resultados y a los intereses políticos. No es lo mismo quién gobierne y el énfasis del gobierno… Y, en ese aspecto, claramente la intendencia no es neutra en el sentimiento. Lo que sí tiene que hacer la intendencia y el gobierno regional es dar las garantías de igualdad ante la ley para tener la libertad de expresión, de propaganda, de poder expresar una campaña política. Tal como lo dice la ley, no podemos hacer proselitismo como funcionarios públicos, pero, sin lugar a dudas, sí yo estoy convencido que podemos tener un buen alcalde o una buena alcaldesa, en cada uno de los territorios, probablemente vamos a poner a disposición las capacidades personales, no institucionales, de ese enfoque”.

Gabinete

– Volviendo al gobierno regional, ¿Cómo evalúa a su gabinete?

– “Bueno, parte de la ratificación de mi persona tiene que ver con el trabajo conjunto que se ha llevado a cabo con el gabinete. Y ahí en algún momento me preguntaron qué nota le pongo, y yo le pongo un 6 en el sentido de que yo creo que el gabinete, en su gran mayoría, ha hecho un esfuerzo importante… Pero, tal como hemos dicho, probablemente vamos a necesitar hacer ajustes menores. No van a ser grandes ajustes porque, en general, es un equipo que ya se conoce, que está trabajando, que conoce la mano del intendente y sabe cómo tenemos que trabajar. Además, todos los cambios producen reconocimiento y, en realidad, lo que le hace bien a una institucionalidad, a una región, a un municipio, es tener el máximo de continuidad en la gestión para lograr concretar las promesas que se han hecho. Entonces, si hacemos ajustes, van a ser menores pero sí vamos a tener que hacer algunos porque hay características que, para esta segunda etapa, se necesitan profundizar”.

– ¿Cuáles serían estas características?

– “Hoy en el gobierno regional tenemos resguardados los procesos de inversión de estos cuatro años… Lo que tenemos que enfatizar con mucha fuerza es el trabajo para que esos proyectos se concreten, o sea, necesitamos buenos gestores para poder llevar adelante los proyectos y ejecutar presupuesto y que, a la vez, sean muy buenos comunicadores y que trabajen muy bien con la comunidad, con su equipo más cercano, o sea, buenos líderes y que sea capaz de trasladarse en el territorio y conversar con la gente”.