Necrológicas
  • Norma Lidia Ojeda Santana
  • Ricardo Bravo Palma
  • María Cristina Mancilla Gómez
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Dina Gómez Alba

Presidente de Comisión de la Sofofa e inclusión a personas con capacidades diferentes: “La persona con discapacidad falta menos al trabajo, tiene buen rendimiento”

Por La Prensa Austral Viernes 6 de Mayo del 2016

Compartir esta noticia
316
Visitas

“La persona con discapacidad falta menos al trabajo; tiene buen rendimiento; avisa cuando tiene controles; produce buen ambiente de trabajo y todo eso lo reconocen las empresas. Por lo tanto, tiene todos los derechos para tener un empleo”. Con estas palabras, el presidente de la Comisión Discapacidad de la Sociedad de Fomento Fabril (Sofofa), Víctor Dagnino Biassa, reafirmó el espíritu inclusivo que debe primar en los criterios de empresa, para la contratación de personas.

Ayer y tras participar de la ceremonia de lanzamiento del XVIII Encuentro de Consejos Comunales de y para personas con Discapacidad, a realizarse durante los días 6 y 7 de octubre, en el casino Dreams de Punta Arenas, Dagnino recalcó que es necesaria la generación de normativas cada vez más inclusivas, que faciliten a personas con diversos tipos de discapacidad -física o mental-, su inserción laboral, social y educacional.

A saber, precisó que en las empresas que emplean personas con discapacidad, éstas representan el 0,5% de los trabajadores. “Eso tiene varias razones. Una es que, aunque haya una voluntad empresarial, la educación de las personas con discapacidad es muy mala porque los colegios los discriminan. Entonces, para llegar a la universidad les es mucho más difícil. Y si supera eso, después está el problema de que no tiene los recursos, porque la locomoción no es inclusiva, etc”.

Garantías o brechas

En la línea descrita, el presidente de la Comisión enfatizó que Sofofa busca romper el paradigma. “Se les debe contratar por su capacidad y no tienen por qué pagarle menos. Ahora, hay una ley que todo el mundo reclama que debiera derogarse y que permite pagar a las personas con discapacidad mental menos del sueldo mínimo. No sabemos si hay casos de ese tipo”.

Uno de los elementos llamativos en la legislación, es que para las pensiones básicas solidarias de invalidez, el monto de $89.764 se mantendría íntegro durante los dos primeros años y si el sueldo sobrepasa el mínimo de $250.000, el beneficio comienza a bajar. Incluso, con tendencia a desaparecer si el ingreso supera los $450.000 brutos.

En cuanto al Concejo Comunal de la Discapacidad (CCD), es preciso señalar que se trata de un organismo comunitario funcional no excluyente, considerado un aporte para regiones como Magallanes, donde esta realidad tiene un 24,5% de prevalencia.