Necrológicas
  • Leonor Silva de la Fuente
  • María Vera Ojeda
  • José Ortega Sepúlveda
  • Luis Alberto Latorre Vera

Denuncian que en México asesinan a un periodista cada 26 días

Por Agencias Sábado 6 de Agosto del 2016
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
41
Visitas

México no es un buen lugar para el periodismo. La organización Reporteros sin Fronteras lo consideró en 2015 el más peligroso de Latinoamérica para los periodistas, y este año 2016 les pinta peor: en el segundo trimestre la violencia contra la prensa se duplicó y el número de asesinatos ya superó en siete meses el de todo el año anterior. En promedio, advierte la organización Article 19, cada 26 días es asesinado un periodista en el país.
Durante los primeros siete meses de este año, ocho reporteros han sido asesinados, todos en la zona sur- sureste de México: Marcos Hernández, Anabel Flores, Moisés Lutzow, Francisco Pacheco, Manuel Torres, Eligio Ramos, Salvador Olmos y Pedro Tamayo. La cifra supera los siete asesinatos de todo 2015 y al menos en dos casos, se trató de ejecuciones extrajudiciales, es decir, crímenes cometidos por alguna autoridad, revela un informe de Article 19, organización defensora de la libertad de expresión.
Además de los asesinatos, Article reporta 218 agresiones cometidas contra informadores de medios establecidos o independientes. De enero a marzo fueron 69 y de abril a junio 149, lo que significa que durante el segundo trimestre la violencia contra periodistas aumentó a más del doble (115%).
El número de asesinatos de periodistas en 2016 no sólo ha superado el de 2015, sino también el de cualquier otro año del gobierno de Enrique Peña, que inició el 1 de diciembre de 2012, según el informe trimestral de la organización. “Incluso, los 24 asesinatos en la actual administración superan el total del sexenio de Vicente Fox (2000- 2006), de 22”, refiere el reporte.
Pero más importante que las cifras, indica el informe, es la inacción del Estado y la impunidad. Lejos de encontrar justicia, lo que algunas de las víctimas de estas agresiones han obtenido es desprestigio público y revictimización, además de que en muy pocos casos se considera la labor periodística de las víctimas dentro de las investigaciones. La mayoría de los asesinatos son relacionados con el crimen organizado o delincuencia común.
El informe trimestral de Article 19 refiere que, contrario a lo que asegura el gobierno mexicano, la mayoría de las agresiones contra periodistas no provienen del crimen organizado sino de funcionarios públicos.
De las 218 agresiones registradas en el primer semestre de 2016, 101 fueron perpetradas por funcionarios y siete por la delincuencia. El resto fueron cometidas por partidos políticos (26) en el contexto de las elecciones; 49 de particulares (empresas o personas sin una figura definida) y 35 de desconocidos (los casos en que no se pudo comprobar la identidad del agresor).
Entre los ocho periodistas asesinados en este año hay una mujer, mientras que en el caso de las agresiones hay 54 mujeres.
La entidad con más agresiones reportadas es la Ciudad de México (31), seguida de Veracruz (28), Oaxaca (27), Guerrero (17) y Puebla (15).
El tipo más común de agresión es la física, seguida de intimidaciones, amenazas, retenciones (privación de la libertad) y ataques al medio, ya sea en sus instalaciones o al suspenderles la publicidad oficial.
Agencias