Necrológicas
  • Norma Lidia Ojeda Santana
  • Ricardo Bravo Palma
  • María Cristina Mancilla Gómez
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Dina Gómez Alba

Gobierno de EE.UU. presenta demanda medioambiental contra Volkswagen

Por Agencias Martes 5 de Enero del 2016

Compartir esta noticia
84
Visitas

El gobierno de Estados Unidos presentó una demanda medioambiental contra la compañía Volkswagen por el escándalo de sus vehículos alterados para evitar el control de emisiones.

La demanda fue presentada por el Departamento de Justicia en un tribunal federal de Detroit, Michigan, en nombre de la Agencia de Protección Medioambiental (Epa) estadounidense, por “impedir y obstaculizar” los controles federales de emisiones contaminantes.

La denuncia señala que la empresa instaló ilegalmente un programa informático diseñado para que sus motores diésel aprobaran los estándares federales de emisiones contaminantes bajo pruebas de laboratorio.

Pero los vehículos apagaban ese software para mejorar el desempeño en condiciones de uso normal. Esto hacía que las emisiones se elevaran hasta 40% sobre los estándares ambientales estadounidenses.

Volkswagen admitió en septiembre que este software fue incluido en sus vehículos diésel vendidos desde el modelo 2009. La empresa enfrenta todavía acusaciones criminales por separado y está negociando un retiro masivo con reguladores en Estados Unidos.

El escándalo apunta a que la empresa alemana habría instalado en cerca de 600.000 vehículos equipados con motores diésel un sistema que les permitió falsear las emisiones de gases contaminantes.

El ya conocido como Diesel Gate fue destapado el pasado 18 de septiembre y sumió a la multinacional europea en una crisis sin precedentes, que está afectando sus ventas por todo el mundo. En ese momento se suspendieron las ventas de nuevos modelos tan populares como el Jetta, el Golf o el Audi A3. Volkswagen se vio forzada poco después a retirar la solicitud de certificación para los vehículos diésel que tenía que salir a la venta este 2016.

La máxima sanción que se puede aplicar al grupo Volkswagen por evitar ilícitamente la legislación de la Epa asciende a 37.500 dólares por cada vehículo que llevaba el sistema para falsear las emisiones. Eso acercaría la multa a los 20.000 millones sólo en EE.UU., casi cuatro veces más de lo que la petrolea BP pactó el pasado verano por el vertido en el golfo de México.

Agencias