Necrológicas
  • Orlando Vera Muñoz
  • Yerco González Cárcamo
  • Leonor Silva de la Fuente
  • Francisco Moreno Chávez
  • Luz Edulia de las Mercedes Chapa Muñoz
  • Margarita Ríos Collier
  • Elena Cea Vidaurre

Más de 2.000 migrantes han muerto en el Mediterráneo durante este año

Por Agencias Miércoles 5 de Agosto del 2015

Compartir esta noticia
14
Visitas

En el intento por llegar a Europa cruzando el Mediterráneo han muerto 2.000 migrantes en lo que va de año, 400 más que en el mismo periodo del año anterior. La gran mayoría falleció en el canal de Sicilia, la ruta más peligrosa.
En este cruce, que conecta Libia con Italia, se amontonan las barcazas destartaladas con las que las mafias de traficantes de personas transportan hacinados a los migrantes. La Organización Internacional de las Migraciones recuerda que estas cifras son sólo la punta del iceberg y que la tragedia sería peor sin los guardacostas, que rescataron a 188.000 migrantes en el mar.
Las mafias son organizaciones que “te tratan mal, te golpean y no te dan agua ni alimentos, ni siquiera si eres una mujer”, relató Muna a trabajadores de la ONG Médicos Sin Fronteras (MSF) tras ser rescatada por la Marina británica. Muna es una somalí de 35 años y madre de tres hijos que decidió huir de la “violencia extrema” de su país y arriesgar su vida porque era “la única opción”.
Aunque Italia y Grecia reciben cada año un número similar de migrantes (97.000 llegan a Italia frente a los 90.500 de Grecia), las casi 2.000 muertes de Italia suponen una cifra muy elevada frente a las 60 de Grecia que responde a la peligrosidad de las aguas del canal de Sicilia. Números que podrían ser todavía mayores, alertó la OIM, porque es imposible tener datos precisos y cabe la posibilidad de que haya embarcaciones que se hayan hundido sin ser rescatadas, o muertes que no se conozcan jamás.
“Es descorazonador ver cómo se siguen perdiendo vidas en el Mediterráneo”, explica la coordinadora del proyecto en la zona de Médicos Sin Fronteras, Paula Farias.
A pesar de la magnitud de la tragedia, la OIM destacó que podría haber sido peor si no fuera por los esfuerzos de los guardacostas.
Agencias