Necrológicas
  • Ricardo “Lumpi” Bórquez Schultz
  • Ana Luisa Sepúlveda González
  • María Cárcamo Márquez
  • Edita de Lourdes Oyarzún Díaz
  • Lucila del Carmen Barría Mancilla
  • Dina Gómez Alba
EDITORIAL

Potencial exportador genético ovino de Magallanes

Este lunes se realizó con éxito el embarque de 1.400 ovejas que, vía aérea, fueron trasladadas a Ecuador, país que busca mejorar la genética de sus planteles. Para ello, optó por la raza Marin Magellan Meat Merino, conocida como 4M, que ofrece una mejor relación peso, calidad de carne y finura de la lana. La próxima semana deben ser enviados otros 600 ejemplares para completar el número comprado por dicha nación sudamericana.
[…]

Por La Prensa Austral Miércoles 20 de Enero del 2016

Compartir esta noticia
111
Visitas

Este lunes se realizó con éxito el embarque de 1.400 ovejas que, vía aérea, fueron trasladadas a Ecuador, país que busca mejorar la genética de sus planteles. Para ello, optó por la raza Marin Magellan Meat Merino, conocida como 4M, que ofrece una mejor relación peso, calidad de carne y finura de la lana. La próxima semana deben ser enviados otros 600 ejemplares para completar el número comprado por dicha nación sudamericana.
Se trata de la segunda raza ovina chilena inscrita en 2011, luego del reconocimiento de la oveja Chilota (2009).
La raza 4M es fruto de más de 25 años de trabajo de importación genética y cruzamiento absorbente por parte de la empresa Ganadera Marín en Magallanes, apoyada por el Inia Kampenaike y la asesoría internacional del australiano Brian Jefferies.
El tema ovejero es importante en Magallanes, ya que representa el 57% de la masa ovina nacional y también fue parte de la temprana vocación exportadora de la región.
Si bien muchos estancieros siguen haciendo esfuerzos por mejorar su producción, apoyándose en varios programas y líneas de financiamiento del Estado, como lo han sido el plan de recuperación de suelos y el uso de energía renovables, pocos son los que han apostado por experimentar e invertir en genética, siendo meritorio el trabajo de Ganadera Marín.
La creación de la raza 4M es, así, un hecho relevante, tanto como un hito la exportación de 2.000 ejemplares a Ecuador.
Como bien han destacado las jefaturas del sector, se trata de un paso relevante para la historia de envíos al exterior de Magallanes ya que busca sentar las bases para que nuestra zona desarrolle su potencial como exportador genético ovino.
Estos esfuerzos en mejoramiento genético deben ser complementados con acciones más resueltas para encarar una serie de problemáticas, como la desertificación de los ecosistemas patagónicos y la asociación de la cadena productiva a la huella de carbono y huella hídrica.