Necrológicas
  • Raúl Flores Gómez
  • Orlando Vera Muñoz
  • Luz Edulia de las Mercedes Chapa Muñoz
  • Francisco Moreno Chávez
EDITORIAL

Quebrar el círculo de la violencia

El mapa de la violencia en Punta Arenas muestra que una cantidad importante de los delitos registrados diariamente no tiene a la calle como el escenario principal.
[…]

Por La Prensa Austral Lunes 3 de Agosto del 2015

Compartir esta noticia
46
Visitas

El mapa de la violencia en Punta Arenas muestra que una cantidad importante de los delitos registrados diariamente no tiene a la calle como el escenario principal.
Un número no despreciable de éstos -en algunos años atrás mayoritario- corresponde a alertas sobre violencia que ocurre al interior de los hogares, casos que, cuando llegan a ser reportados a las policías y tribunales, exhiben como patrón común el retiro posterior de las denuncias.
Así, si bien han aumentado las denuncias desde que se tipificaron la violencia intrafamiliar y el femicidio como delitos, todavía existe la tendencia de las víctimas a desistirse ya sea por presión coercitiva o persuasiva.
Por ello, siempre se debe celebrar y difundir que la mujer que es objeto de todo tipo de agresiones domésticas tenga el coraje de quebrar lo que se denomina el círculo de la violencia.
En tal sentido, bueno es destacar que este fin de semana se logró que una joven, que vivía por años siendo maltratada junto a sus hijos, se decidiera a confiar en sus padres y relatarles su tormento y que, más tarde, acudiera a tribunales a ratificar la denuncia y a encarar a su agresor.
Como tantas mujeres, esta joven cubría las marcas que su conviviente dejaba en su cuerpo cuando la maltrataba físicamente, a fin de que nadie se diera cuenta del drama que ella y sus hijos sufrían.
La dependencia psicológica, el temor frente a las amenazas de que son objeto y, en varios casos, el miedo a la incertidumbre socioeconómica que puede acarrear la decisión de separarse y denunciar al hombre maltratador están entre las principales causas que hacen que por años se mantenga una relación abusiva.
Como sociedad, se debe seguir trabajando para lograr cambios culturales y desterrar declaraciones de los hombres maltratadores que buscan excusarse al sostener que, pese a lo sucedido, existe amor en la relación.
Esta cruzada que busca educar y alentar a las mujeres a denunciar debe tener también el respaldo de las policías, el Ministerio Público y la justicia, tal y como sucedió este fin de semana en el caso que se comenta, en que fue determinante la actuación de la fiscal para lograr que el juez de turno decretara la prisión preventiva para proteger a la víctima.