Necrológicas

Magallánica logró el vicecampeonato en Sudamericano de pádel

Por La Prensa Austral Jueves 25 de Marzo del 2021

Compartir esta noticia
258
Visitas

Un destacado vicecampeonato logró la jugadora magallánica Andrea Salazar en el reciente Torneo Sudamericano de Pádel Amateur Libres y Seniors efectuado en Asunción.

La cita, que se llevó a cabo del 17 al 20 de marzo en la capital paraguaya, correspondió al año 2020, luego que fuera postergada el año pasado debido a la irrupción de la pandemia.

El campeonato reunió a paletas de Argentina, Brasil, Chile, Estados Unidos, México, Paraguay y Uruguay en las canchas del Resort Yacht y Golf Club Paraguayo y otros tres complejos deportivos de Asunción.

SELECCION

Dos magallánicas -Andrea Salazar (categoría +40) y Daniela Paredes (categoría +30)- integraron el seleccionado chileno de 40 jugadores, damas y varones, bajo el alero de la Federación de Pádel de Chile (Fepachi).

Andrea hizo dupla con Viviana Lavado (de Concón) y se quedaron con el segundo lugar de su categoría luego de perder la final ante la dupla argentina Padín-Hartstock, con parciales de 6-3, 3-6 y 4-6 en una hora y media de juego.

Factor clave que conspiró contra las opciones de Andrea y su compañera fue la alta temperatura de 38 grados, que en cancha (indoor) se elevó a los 42º.

SATISFACCION

Cabe mencionar que por primera vez una jugadora magallánica disputaba una final sudamericana de pádel. “En participaciones anteriores no habíamos podido pasar de las zonas (de clasificación), así que quedé muy conforme con lo realizado. Además, es la primera vez que una magallánica llega hasta esa instancia”, comentó ayer Andrea.

Dijo que las altas temperaturas fueron prácticamente un adversario más durante la finalísima. “Hizo las cosas más complicadas. Nos colocaron ventiladores, pero así y todo no circulaba aire, así que, tomando en cuenta estos factores, me siento súper conforme”.

Asimismo, destacó que la final fue “muy peleada” pero siempre en un marco de camaradería, “un ambiente de amigas y de hermanas entre argentinas y chilenas”.

PROTOCOLO

Sobre el desarrollo del certamen en medio de la pandemia, Andrea resaltó que se tomaron todas las medidas sanitarias de rigor, “partiendo en el caso nuestro con un PCR negativo desde Chile; todas las selecciones alojadas en un resort, encerradas en un solo complejo, con medidas de protección, mascarilla, lavado de manos, sanitización de los bolsos, de las zapatillas, mucho resguardo para los deportistas y sin los típicos protocolos o cenas de bienvenida y despedida”.

Cabe mencionar que la otra magallánica, Daniela Paredes, no logró acceder a las instancias decisivas, siendo clave el hecho de que, por razones de fuerza mayor, no pudo asistir junto a su dupla y tuvo que improvisar un binomio.

Dirigió al equipo femenino Noé Suárez, jugadora y entrenadora de pádel de Viña del Mar. A modo de balance global, Chile terminó vicecampeón sudamericano por equipos en todas las categorías amateurs.

LO QUE VIENE

En lo inmediato, el próximo gran desafío es el Mundial de Pádel en Las Vegas (Estados Unidos), programado inicialmente para octubre, mientras que el Panamericano de la misma categoría tendrá como sede Camboriú (Brasil) en diciembre.

“Se va a hacer un selectivo en la zona central, acorde a los tiempos de Covid, pero si no se hace por el tema de la pandemia, automáticamente yo quedaría como seleccionada”, expresó Andrea.

Al cierre, cursó una especial invitación a quienes se interesen en aprender a jugar pádel, para que se acerquen a los complejos deportivos de la región especializados en esta disciplina, entre ellos, Gopadel, Sokol Croata o Tie Break Padel en Punta Arenas y el club Extrafit en Puerto Natales. “Quiero cursar la invitación a todos y en especial a las mujeres. Este deporte también tienen competencias para ellas y por eso hago el llamado para que la rama femenina de pádel pueda crecer en Magallanes”.

“Y ojalá también podamos contar con empresas que puedan ayudarnos, porque este viaje a Paraguay fue posible gracias a esfuerzos personales y al apoyo de particulares. La Federación nos financia la mitad del alojamiento y un desayuno diario, pero pasajes, inscripción (100 mil pesos chilenos en el caso de Asunción), vestimenta, todo lo costeamos nosotros. O sea, lo que hacemos es de verdad por amor al arte”, finalizó Andrea Salazar.