Necrológicas
  • Francisco Orozco López
  • Drago Pesutic Eterovic
  • Raúl Rodas Roca
  • Josefina Alicia Uribe Rodríguez
  • Carolina Higueras Koock

Gobierno regional diseña plan de acogida a posibles refugiados afganos que lleguen a Chile

Por La Prensa Austral Jueves 26 de Agosto del 2021

Compartir esta noticia
447
Visitas

Inicialmente podría recibirse entre 5 y 15 personas que quedarían insertas en un programa de asistencia que tendría financiamiento de Naciones Unidas, más recursos del gobierno central y eventualmente financiamiento regional.

La dura crisis política y social que enfrentan hoy millones de habitantes de Afganistán, después que los talibanes tomaran el control del país, es un hecho que los magallánicos siguen a distancia, pero que también podría involucrarnos en caso que Chile sea uno de los países que acoja a grupos de refugiados y algunos de ellos lleguen a Magallanes.

Así lo explicó ayer el gobernador regional, Jorge Flies, minutos antes de viajar a Santiago donde en la tarde de hoy participará en La Moneda en la primera reunión a la que han sido invitados por el Presidente Sebastián Piñera los gobernadores y gobernadoras regionales.

Flies explicó que en ese contexto tendrán la oportunidad de reunirse con varios ministros entre los cuales estará el de Relaciones Exteriores, Andrés Allamand. “Dada la crisis humanitaria que hay en Afganistán, este gobierno regional va a proponer un programa en el contexto de lo que son los requerimientos y los apoyos, a través de Naciones Unidas, firmados por los distintos países, entre esos Chile. Pero queremos efectivamente mencionarle al canciller que la Región de Magallanes está preocupada, no solamente en poder estar observando y lamentando lo que está pasando, sino que colocarse a disposición de lo que significa este escenario complejo para los habitantes de Afganistán”.

Plan de apoyo

Para ello la autoridad regional detalló algunos elementos que expondrá al canciller Allamand del programa humanitario de acogida a familias afganas desplazadas.

“La idea es que sea un programa mínimo de dos años de duración de trabajo de acogida, de integración, servicios sociales, capacitación de persona, con una etapa preparatoria. A nivel central se va a requerir una coordinación con los distintos organismos, especialmente Cancillería, para las autorizaciones y las indicaciones que ellos hagan a la Región de Magallanes”, afirmó.

Flies explicó que este traslado de integración de las familias tiene distintas etapas: identificación de las personas con vínculos de parentescos a los refugiados, sesión informativa sobre lo que es Magallanes y Chile, expedición documental para el viaje, acceso o procedimiento de condición de refugiado, enseñanza del idioma español, acceso a espacios de acogida en la región, asistencia psicológica, apoyo de inserción socio-económica, acompañamiento técnico, psicosocial, cultural e integración social. Para ello han estado analizando el tema con los equipos técnicos del gobierno regional para poder estar preparados como Región de Magallanes para no solamente observar esta tragedia humanitaria, sino que ser partícipe en la solución, en caso que así lo estime pertinente la Cancillería y el gobierno central.

“Magallanes, como región solidaria, vamos a declarar que el gobierno regional estará a disposición de la Cancillería y que en primer lugar estaremos siendo refugio para líderes y lideresas defensores de derechos humanos, buscar la reunificación familiar con migrantes que se encuentren en residencia de otras comunas y especialmente hacer los esfuerzos para que no solamente el país esté observando, sino que los territorios pongan toda su capacidad, solidaridad que nos caracteriza como comunidad y en este momento como nuevos gobiernos regionales”, precisó.

Señaló que en caso que lleguen refugiados afganos a Magallanes en un primer paso podrían ser entre 5 y 15 personas, pero ello dependerá de lo que establezca la Cancillería en caso que se fije en nuestra región para derivar refugiados.

Asimismo, Jorge Flies llamó a pensar en la solidaridad y apoyar a miles de familias, mujeres, niños y niñas que están sufriendo esta tragedia humanitaria que se agudiza en la desesperación por salir de su país luego que los talibanes fijaran hasta el 31 de este mes el plazo para los afganos que quieran refugiarse en otros países.

Consultado cómo se financiarán estas acciones de apoyo, señaló que cuando ocurren desplazamientos de refugiados hay recursos internacionales que dispone Naciones Unidas, pero también debieran haber recursos centrales y eventualmente, dependiendo de los montos, se levantará un programa que sea complementario.