Necrológicas
  • María Candelaria Torres Gómez
  • María Luisa González Vera
  • Manuel Valderas Valderas
  • Sabino Menéndez Santana
  • Orlando Bustamante Uribe
  • Orlando Bustamante Uribe

Príncipes Carlos y Guillermo habrían apoyado la decisión de destituir a su hermano Andrés

Por La Prensa Austral Sábado 15 de Enero del 2022

Compartir esta noticia
335
Visitas

M

ientras el caso donde se involucró al príncipe Andrés con el abuso sexual a una menor de edad, sigue en desarrollo, la familia real británica decidió dejarlo sin privilegios. La medida fue aprobada por la reina Isabel II, según se lee en el comunicado.

El comunicado de la familia real escribió explícitamente que el príncipe Andrés no desempeñará ninguna función pública. Debido a esto, el juicio que tendrá por violencia sexual lo tendrá que afrontar como cualquier otro ciudadano en dicha adversa situación.

Según lo informado por medios ingleses como The Sun, la reina Isabel II tuvo una reunión con sus otros hijos, los duques Carlos y Guillermo, el pasado miércoles. Tras una importante charla, finalmente la monarca optó por quitar los títulos nobiliarios al duque de York.

Los príncipes Carlos y Guillermo estuvieron de acuerdo en destituir a su hermano. Por mucho que se señaló al duque de York como el hijo predilecto de la reina Isabel II, al final del día, la monarca tomo la decisión para salvaguardar la imagen de la corona y su familia.

Andrés de York perdió el agrado de su propia sangre en cuanto avanzaban sus acusaciones por violencia sexual. El miembro de la monarquía fue relacionado con Jeffrey Epstein, el empresario estadounidense que ostentaba una red de trata sexual de menores de edad.

Fue Virginia Giuffre quien levantó la voz en contra de su presunto abusador, el Príncipe Andrés. Según el relato, Epstein “prestó” a Virginia para que sostener relaciones sexuales con sus influyentes amigos, esto cuando aún era menor de edad. Entre estos, Andrés de York.

Defensa de Andrés

El Príncipe trató de apelar el juicio con un documento que Jeffrey y Virginia habían firmado con anterioridad. El acuerdo mencionaba que la demandante perdía el derecho de realizar otro reclamo legal a cambio de una recompensa monetaria. Aunque el trato era para proteger a Epstein, hay una cláusula que cubrió a los más cercanos al magnate.

Cabe señalar que dicho arreglo fue totalmente extraoficial. Cuando la defensa de Andrés lo presentó como una resolución a favor de su cliente, los jueces de Nueva York analizaron a fondo. No obstante, el dirigente de la corte Lewis Kaplan rechazó la petición de cerrar el caso por esta razón.

De fracasar todos los elementos presentados por la cobertura legal de Andrés de York, cuyo documento anteriormente mencionado era una de sus piezas fuertes, el juicio se llevará a cabo entre septiembre y diciembre. Así lo informó el juez Lewis Kaplan ante uno de los posibles casos más mediáticos de los últimos años.

La disputa legal del hijo de la reina Isabel II llegó en un punto crucial en la historia de la red sexual de Jeffrey Epstein. Recientemente, la ex pareja del magnate y cabeza central de los abusos a menores, Ghislaine Maxwell, fue declarada culpable. Se le encontró culpable de cinco de los seis puntos por los que se le acusaba.

Según los testimonios, el rol de Maxwell era reclutar y preparar a las menores de edad para que entraran al entretejido de tráfico sexual. Carolyn, quien sufrió de abuso cuando tenía tan sólo 14 años, fue pieza clave para la resolución a favor de las víctimas. Ghislaine Maxwell podría pasar hasta 40 años en prisión.

 

Supuesta víctima del príncipe Andrés: “Los ricos no están por encima de la ley”

Virginia Giuffre, la supuesta víctima de abusos sexuales por parte del príncipe Andrés de Inglaterra, salió de su silencio de los últimos meses en su cuenta de Twitter en la que se felicita por la decisión del juez Lewis Kaplan de seguir adelante con el caso contra Andrés.

Desde Australia, donde reside desde hace años, Giuffre dijo que no pretende sino “buscar justicia contra aquellos que me lastimaron y tantos otros”.

“Mi propósito siempre ha sido mostrar que los ricos y los poderosos no están por encima de la ley y deben rendir cuentas (de sus actos)”, dice en una serie de tuits.

Además de mostrar su agradecimiento a su “extraordinario equipo legal” (encabezado por el prestigioso letrado David Boies), dice que se siente acompañada: “No ando este camino sola, sino al lado de otros incontables supervivientes de abuso y tráfico sexual”.

Giuffre se presenta en su cuenta como “fundadora” de una ONG llamada Soar (siglas en inglés por “levanta tu voz, actúa, reclama”) que dice “abogar por las víctimas del tráfico (sexual)”.

Virginia Giuffre, de 38 años, sostiene que Andrés abusó de ella cuando tenía 17 al menos en tres ocasiones, en distintas viviendas que el magnate Jeffrey Epstein (quien se suicidó antes de ser juzgado por varios delitos de abuso sexual) puso a disposición de su amigo el príncipe.