Necrológicas
  • María Nelly Miranda Rodríguez
  • María Angela Muñoz Cárcamo

“Nunca el periodismo ha sido tan importante como ahora”

Por La Prensa Austral Domingo 3 de Abril del 2022

Compartir esta noticia
533
Visitas

“Chile arrastra un déficit de pluralismo… Nunca el periodismo ha sido tan importante como ahora”.

Así lo planteó la periodista Francisca Skoknic Galdames en la ceremonia en la cual recibió el Premio Lenka Franulic 2021, que reconoce su trayectoria y su inmenso aporte al periodismo de investigación.

El jurado, integrado por los directores de las Escuelas de Periodismo de las universidades de Chile y Católica más otra privada, (en esta oportunidad la Universidad Alberto Hurtado); el último Premio Nacional de Periodismo; el presidente del Colegio de Periodistas; la anterior ganadora del mismo Premio Lenka Franulic y la presidenta de la Asociación Nacional de Mujeres Periodistas de Chile (Anmpe), lo decidieron que Francisca Skoknic Galdames se merecía obtener este reconocimiento, creado el año 1963, como un estímulo para aquellas periodistas que se destacan en su labor profesional y tienen una trayectoria digna de ser imitada por las nuevas generaciones.

La ceremonia se desarrolló en el salón auditorio de la Facultad de Comunicaciones de la PUC y contó con la presencia de la ministra secretaria general de Gobierno, Camila Vallejo, y la decana de dicha facultad, Paulina Gómez. 

“Hormiguitas obreras
del periodismo”

Verónica López, presidenta de la Anmpe, dio la bienvenida a los asistentes y recordó la tremenda trayectoria de Lenka Franulic y por qué Francisca Skoknic era merecedora de la distinción que lleva su nombre. 

La presentación de Skoknic estuvo a cargo de Mónica González, Premio Nacional de Periodismo 2019 y también Premio Lenka Franulic 2016, quien recordó los inicios del trabajo de Francisca como periodista y tuvo emotivas palabras para referirse a ella, destacando su profesionalismo, compromiso y pasión por el periodismo.

Mónica González dijo que era un privilegio presentar a Francisca y que ella era parte de un grupo que se podría calificar de “hormiguitas obreras del periodismo”. Junto con repasar su trayectoria, subrayó que en cada paso que ha dado ha puesto el trabajo en equipo por delante. 

Cuando fue su jefa, dijo que Francisca fue “una cabra insolente, parada de la hilacha”, quien le enseñó que “a la jefatura no se le rinde pleitesía”. “Tuvimos en ella a nuestra primer topo del Congreso”, refirió y dijo que, desde ahí, el trabajo de esta profesional ha sido incansable y meticuloso.

También destacó los ideales feministas de Skoknic, que entidades como CIPER tienen su huella y que, en momentos en que Chile atraviesa una de las peores crisis, se requiere muchas periodistas como Francisca, señeras para las nuevas generaciones.

Además del diploma correspondiente, Francisca Skoknic recibió como obsequio un hermoso grabado del artista nacional Matías Pinto D´Aguiar.

Una periodista
de transición

Francisca Skoknik se definió como una periodista de transición, no sólo respecto del paso de la dictadura a la democracia, sino de la máquina de escribir a las nuevas tecnologías y al periodismo digital.

“Quedarse atrás no es una opción”, señaló al referirse a la transformación necesaria de los medios de comunicación y del trabajo periodístico. 

Habló del difícil momento de los medios de comunicación, alertó de la precarización del trabajo periodístico y de las tremendas luchas que realiza el periodismo independiente. “Estamos frente a un ecosistema de medios debilitado”, indicó.

Sin querer demonizar a las redes sociales, planteó que se requiere, más que nunca, que haya chequeo de las fuentes y una entrega objetiva y responsable de la información.

Sosteniendo que el pluralismo es esencial, dijo que “Chile arrastra un déficit de pluralismo” y sentenció: “Nunca el periodismo ha sido tan importante como ahora”.

Trayectoria

Skoknic es periodista de la Pontificia Universidad Católica de Chile y Master of Public Administration de Columbia University. Fue directora de la Escuela de Periodismo de la Universidad Diego Portales y formó parte del equipo fundador del centro de investigación periodística CIPER, del que fue reportera y subdirectora. Antes trabajó cubriendo política y economía en medios como Qué Pasa, Siete+7, El Mostrador y El Mercurio. 

Es co-fundadora y editora de LaBot, donde actualmente escribe un newsletter semanal sobre la Convención Constitucional. También es parte de la red de periodistas del International Consortium of Investigative Journalists (Icij) y ha participado en proyectos globales como The Implant Files y Pandora Papers. Ha formado parte de los equipos ganadores del Premio Periodismo de Excelencia en dos oportunidades (2008 y 2017, en categoría digital).