Necrológicas
  • José Germán Cariñanco Mansilla

Acusa estafa de $2,7 millones a través de su tarjeta Ripley

Por La Prensa Austral Martes 24 de Enero del 2023

Compartir esta noticia
1,475
Visitas

Un total de $250 mil era el cupo que Erica Vera Sánchez tenía en su tarjeta de crédito de la multitienda Ripley. Pero extrañamente le extrajeron la suma de $2.733.423 sin que hasta ahora haya claridad sobre la forma en que esto ocurrió.

Fue la atribulada clienta de Ripley quien se contactó con La Prensa Austral para dar cuenta de la dramática situación que enfrenta y que la encuentra imposibilitada de usar otras cuentas bancarias, ya que figura como morosa en el Boletín Comercial.

Dijo que recién días atrás se enteró de la estafa sufrida a través de su tarjeta Ripley. Quiso pagar una cuenta con un cheque de otra institución bancaria y ahí se le indicó que tenía una deuda de más de $2,7 millones con Ripley. “Casi me desplomo cuando me dijeron eso”, recuerda.

Al saber esto se trasladó a Ripley y se contactó con el principal ejecutivo de la empresa en la zona, quien le confirmó que la estafa habría ocurrido el 2 de noviembre pasado, y que la sustracción del dinero se habría concretado a través de la casa central de la compañía, en Santiago. “O sea, no fue una estafa externa”, señaló Erica, quien cree que este robo habría sido provocado por algún funcionario de Ripley. Tampoco le informaron si los $2,7 millones fueron retirados a través de un giro en efectivo, de un crédito de consumo o de una compra por ese mismo valor.

“Lo más insólito es que cómo en Ripley autorizan el retiro de ese monto si yo sólo tengo un cupo de $250 mil”, agrega.

La mujer oficializó su denuncia en Ripley y también en la PDI. Asimismo, llevó sus antecedentes al Servicio Nacional del Consumidor (Sernac) para que también se haga parte en su caso. “Yo soy víctima de este fraude y lo que más me molesta es que el mismo gerente de Ripley me diga que esto ocurrió en Santiago, si yo no he ido a la capital y tampoco he perdido mi tarjeta”, manifestó.

La afectada espera que esto se solucione lo antes posible, ya que su impotencia crece con el paso de los días. Agregó que casi no utilizaba su tarjeta Ripley. De hecho, recordó que la última vez que la usó fue el 2 de octubre, cuando aprovechó una oferta y realizó una compra de $117 mil, la que posteriormente canceló con un cheque.

“Yo casi me desmayo cuando pasó todo esto, porque no tengo deudas en ningún lado. ¡Cómo es posible que ocurra esto como si yo tuviera una tremenda renta y un tremendo movimiento de plata en mi tarjeta! Esto no se justifica por ningún lado”, enfatizó.