Necrológicas

Cuatro niños heridos dejan dos colisiones

En otro episodio policial, en la tarde de ayer una ambulancia del Samu y Carabineros se movilizaron hasta la villa Lorca ante una posible agresión,
sin dar con el o los posibles heridos.

Por La Prensa Austral lunes 7 de enero del 2013

Compartir esta noticia
118
Visitas


A dos emergencias derivadas de colisiones debió acudir en la tarde de ayer personal del Samu de Punta Arenas, registrándose el primer hecho a unos 25 kilómetros al norte de Punta Arenas, con un saldo de tres menores lesionados.

Este accidente fue protagonizado por un jeep Suzuki y un Hyundai Tecarran, a unos dos kilómetros de ingresar al camino a Punta Prat, el cual lleva a las Pingüineras del seno Otway. Por causas que se investigan, cerca de las 14,40 horas, uno de los móviles impactó al otro en una maniobra del chofer para esquivar a unas motos que aparecieron en la ruta. Ante lo sorpresivo del hecho, no pudo evitar colisionar por detrás al otro station wagon, pese a desviarse hacia la orilla.

En el Hyundai Terracan viajaba una familia de brasileños resultando tres niños de 5, 6 y 10 años con lesiones leves. La mayor de ellas sufrió un “latigazo” cervical. Los niños fueron derivados en la ambulancia de avanzada al Hospital Clínico de Magallanes.

Segunda
colisión

A las 18,17 horas se registró una nueva colisión en Manuel Aguilar esquina Covadonga, barrio Prat, esta vez entre un taxi colectivo Optra fuera de recorrido y un taxi marca Nissan. A raíz del impacto, una niña de 9 años que iba de acompañante en este último móvil golpeó su cabeza contra el parabrisas. Esta resultó con lesiones de mediana gravedad y fue llevada al Hospital Clínico por personal del Samu.

En tanto, el colectivo se dio a la fuga y era buscado por Carabineros.

Posible agresión

Más tarde, a las 18,55 horas se registraría un singular procedimiento policial, luego que el Samu fuera alertado por una riña de proporciones en la villa Alfredo Lorca, en la cual se daba cuenta de un joven golpeado el que se estaba desangrando. Al llegar al lugar, varias personas en actitud agresiva impidieron el paso al personal de emergencia, por lo que se debió esperar la llegada de Carabineros para poder ingresar.

Sin embargo, al final no se logró dar con ningún lesionado, ni tampoco con rastros de sangre, estimándose que la eventual víctima pudiera haberse trasladado por sus medios al Hospital Clínico o bien llevada a otro lugar.