Necrológicas
  • José Arturo Sotomayor García

Intendente da señal de optimismo a CPC al asegurar que la próxima semana leyes de excepción podrían ser aprobadas

Optimistas frente a la posibilidad que la próxima semana sean aprobadas en el Congreso las Leyes de Excepción, se mostró la directiva de la Confederación de la Producción y el Comercio (CPC) Magallanes, tras reunión con el intendente regional Mauricio Peña y Lillo, en la mañana de ayer.
[…]

Por La Prensa Austral jueves 6 de diciembre del 2012

Compartir esta noticia
8
Visitas


Optimistas frente a la posibilidad que la próxima semana sean aprobadas en el Congreso las Leyes de Excepción, se mostró la directiva de la Confederación de la Producción y el Comercio (CPC) Magallanes, tras reunión con el intendente regional Mauricio Peña y Lillo, en la mañana de ayer.

El vicepresidente de la CPC, Carlos Pérez, luego de finalizado el encuentro con la primera autoridad regional, indicó que el próximo miércoles se abordarán las leyes de incentivos especiales para las zonas extremas en la Comisión Mixta del Parlamento, por lo que esperan que esta sea la instancia de que, a 25 días de que venza el plazo para su renovación, éstas sean aprobadas.

“Como CPC vinimos a plantearle al intendente nuestra preocupación, tal como lo habíamos manifestado la semana pasada, por la lentitud en la aprobación de las leyes de excepción, vale decir, el DL 15, el ex 889, de bonificación a la contratación de la mano de obra y la Ley Austral. La incertidumbre que está generando en el empresariado y en los trabajadores de las empresas asociadas a las distintas cámaras es el peor escenario que se puede generar”, señaló.

“El intendente nos ha dicho que el próximo miércoles se va a estudiar en Comisión Mixta la aprobación de estas leyes y estaríamos, según lo que nos ha comentado, con un optimismo que habría que mantenerlo porque se podría aprobar durante la próxima semana”, añadió.

El dirigente de la CPC recordó que existen 320 millones de dólares en inversiones paralizadas a raíz de la incertidumbre de no saber si, finalmente, se renovarán las leyes de excepción, lo que ha evitado que se implementen 2 mil 300 nuevos puestos.