Necrológicas
  • Edith Villarroel Cárdenas
  • Nieves Martínez Mihovilovic
  • Aurora Cárcamo Urbina

Jóvenes terminaron “taller entretenido” de artes circenses

El gimnasio de la Escuela Manuel Bulnes se llenó de colorido y destrezas, con el cierre del “Taller entretenido”, que se realizó durante dos semanas, gracias a alianza entre el programa preventivo comunitario “Tiburcio Rojas Ferrada” y la agrupación “La Vecindad”, que a través del grupo “Circo del sur”, desarrolló el taller. Al cierre de la actividad acudieron la gobernadora Paola Fernández, el director regional del Servicio Nacional de Menores, Gonzalo Bascuñán, la directora del programa preventivo, Aura Calisto, y la presidenta de la agrupación, Margarita Alvarez.
[…]

Por La Prensa Austral sábado 2 de agosto del 2014

Compartir esta noticia
49
Visitas


El gimnasio de la Escuela Manuel Bulnes se llenó de colorido y destrezas, con el cierre del “Taller entretenido”, que se realizó durante dos semanas, gracias a alianza entre el programa preventivo comunitario “Tiburcio Rojas Ferrada” y la agrupación “La Vecindad”, que a través del grupo “Circo del sur”, desarrolló el taller. Al cierre de la actividad acudieron la gobernadora Paola Fernández, el director regional del Servicio Nacional de Menores, Gonzalo Bascuñán, la directora del programa preventivo, Aura Calisto, y la presidenta de la agrupación, Margarita Alvarez.
En el taller se enseñó distintas artes circenses, como malabarismo con clavas, pelotas, argollas, diábolos, telas, trapecio, monociclos, zancos, pois (pelotas envueltas en una especie de manga), banderines y “pajaritos”. De acuerdo a la edad, cada alumno podía optar por alguna de esas habilidades. La idea era que ninguno quedara fuera y se apoyaran unos a otros. Una de las que nunca había practicado estas disciplinas fue Aitana Vargas, de 11 años y alumna de 6º básico en el Liceo Juan Bautista Contardi: “aprendí a manejar pois y ‘pajaritos’, me gustó mucho y me llevé bien con mis compañeros”, contó.
En este trabajo fue clave la ayuda de los monitores como Jerome Obilinovic, quien participa hace un año y medio con “Circo del sur” y que destacó la voluntad de los niños por aprender. “La idea es que se diviertan, no es algo tan estricto, pero sí muy útil para ellos, porque hay trabajo físico, y liberación emocional”, subrayó Obilinovic, que entre noviembre del año pasado y febrero, colaboró en taller en que participaron 80 personas de las juntas vecinales del Barrio Sur y que durante este 2014 ha enseñado malabarismo en telas, en la Escuela Juan Williams.
En tanto, la directora del programa preventivo comunitario “Tiburcio Rojas Ferrada”, Aura Calisto, comentó que “esto nace de una necesidad de los niños de Archipiélago de Chiloé, Manuel Bulnes, y Fitz Roy, además como signo de dar continuidad al trabajo de ‘Circo del sur’. La idea es evaluar la continuidad de este trabajo, e incorporarlo con un enfoque de derechos para el resto del año”. A su vez, el director del Senama, Gonzalo Bascuñán, destacó “la alianza estratégica que permitió generar esta actividad, entonces hay que relevar esas formas de trabajo asociativo a nivel comunitario, de tal manera que los niños utilicen sus vacaciones de manera entretenida y además, desarrollar distintas habilidades, como la coordinación, relación entre los pares; y eso ha sido de mucho provecho para los chicos”. Y finalmente, la gobernadora Paola Fernández valoró la actividad, porque “fortalece el tejido social, que tengamos niños con relaciones más horizontales, no estigmatizadas por el sector en que viven”.