Necrológicas
  • José Miguel Bahamonde Bahamonde
  • Danilo Heriberto Passeron Callahan
  • Juan Hilario Ruiz Muñoz
  • Enrique Ulloa Velásquez
  • Víctor José Delgado Flores
  • Isabel Barrientos Barría

Ocho alumnos del programa Caminos de Libertad superaron primera etapa

Sólo ellos y sus familias saben lo difícil que fue superar esta etapa. Por eso, la ceremonia de licenciatura del programa Caminos de Libertad de la Corporación Municipal de Punta Arenas realizada el miércoles, fue una fiesta de agradecimiento y emociones compartidas entre estudiantes y sus familias. Algunas jóvenes llegaron con sus pequeños hijos. Otros, con sus padres y abuelos. Pero todos felices por dar un paso que, años atrás, parecía imposible.
[…]

Por La Prensa Austral viernes 14 de diciembre del 2012

Compartir esta noticia
80
Visitas


Sólo ellos y sus familias saben lo difícil que fue superar esta etapa. Por eso, la ceremonia de licenciatura del programa Caminos de Libertad de la Corporación Municipal de Punta Arenas realizada el miércoles, fue una fiesta de agradecimiento y emociones compartidas entre estudiantes y sus familias. Algunas jóvenes llegaron con sus pequeños hijos. Otros, con sus padres y abuelos. Pero todos felices por dar un paso que, años atrás, parecía imposible.

Tras el ingreso solemne de los alumnos, donde costó un poco que mantuvieran el orden, se inició el acto con la interpretación del Himno Nacional y las posteriores palabras de la coordinadora del programa, Teresa Bórquez. De ahí, recibieron sus certificados de estudios los alumnos de quinto y sexto básico B y C, además de las premiaciones por áreas.

Entre ellas estaba Danitza Mansilla, quien sólo comentó que “lo más difícil fue levantarse temprano”. Como sucede con todos los estudiantes que están en el programa, cuesta que conversen con soltura, debido a las historias de sufrimiento que cada uno carga. Pero todo eso es parte del pasado, porque la estudiante, que vive en la villa Alfredo Lorca, pasó de curso con promedio 6,6.

Tras la exhibición de un video, en el que cada grupo familiar entregaba sus mensajes y manifestaba su alegría por el objetivo cumplido, se dio paso a la licenciatura de los alumnos de octavo básico: Zamir Casanova Guerrero, Verónica Contreras Pérez, Gabriel Donoso Sánchez, Gonzalo Gallardo Muñoz, Ivonne Garrido Villavicencio, Daniela Melipillán Barriga, Camila Salazar Pérez y Alejandro Soto Unquén.

Gabriel Donoso, de 17 años, ingresó el año 2008 y reconoció que “me costó harto, pero por fin salí y ahora debo adaptarme a otra etapa. Cuando entré tenía malas juntas y no me gustaba andar de uniforme. Pero gracias a los profesores y compañeros, fui saliendo adelante”. A su lado, estaba su madre, Maritza Sánchez, quien se mostró “feliz, porque le costaba mucho estudiar, no le gustaba (a su hijo)”.

La familia más numerosa fue la de Ivonne Garrido Villavicencio, de 16 años y que no se separó un instante de su hija Ignacia, de sólo nueve meses, con la que incluso recibió su diploma. De muy pocas palabras, fue su madre, Cecilia Villavicencio, la que habló: “Fue complicado para ella terminar, porque tuvo que preocuparse de la niña. Yo trabajo todo el día y no podía hacerme cargo. Pero le puso mucho empeño, porque tenía problemas de conducta”. Debido a la historia que Ivonne carga, con consumo de alcohol y otras sustancias, además de atención siquiátrica, Cecilia Villavicencio esperaba que a su hija se le entregara algún reconocimiento por su superación, pero igual está feliz por ella, porque “se puso responsable cuando tuvo a la niña”.

Al finalizar el acto, se entregaron distintos premios, que recayeron en Camila Salazar por “Superación”; Daniela Melipillán, por “Asistencia”; Verónica Contreras, por “Compromiso Conductual” y “Rendimiento Académico”, este último galardón, compartido con Camila Salazar. Por último, el reconocimiento más importante, “Caminos de Libertad”, quedó en manos de Daniela Melipillán.

Tras la ceremonia, la consejera del programa, Daniela Ojeda destacó que “desde que los recibimos, hasta ahora, el cambio es bastante notorio porque comienzan a tener una visión más positiva del mundo que los rodea, porque el tema conductual y de asistencia es el más difícil. Son desertores del sistema escolar y hay que reencantarlos”, reconoció.

Por último, se informó que a partir de ayer se inició el proceso de matrícula para el 2013, en calle Patagona 1070 de 8 a 13 horas, donde también anotarán a jóvenes del grupo “Caminos de la tarde”, enfocado a alumnos que quieran terminar la enseñanza media. Pero los que dieron el primer salto, ya ven el futuro con mayor esperanza y por eso, en la noche del miércoles celebraron con una cena.