Necrológicas
  • José Arturo Sotomayor García

Peligra realización de importantes eventos artísticos veraniegos

La preocupación del consejero regional Miguel Sierpe generó alarma entre gestores culturales que postularon proyectos al concurso del 2% del Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR).

Por La Prensa Austral miércoles 9 de enero del 2013

Compartir esta noticia
9
Visitas


“Si no van a aprobar recursos en los plazos, entonces ¿para qué llaman a postular a un concurso?”. Así de tajante es Arturo Hueicha, dirigente de la Agrupación de Conjuntos Folclóricos Chilotes (Acochi), al referirse a la complicada situación que enfrentan las instituciones que postularon al fondo cultural del 2%, dependiente del gobierno regional, que se quedarían sin posibilidad de obtener los recursos necesarios para su financiamiento dentro de los plazos requeridos.

Fue el consejero regional Miguel Sierpe quien manifestó su preocupación por el hecho de que el 11 de este mes vence el plazo de postulación de proyectos al concurso del 2% del Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR). El problema es que el Consejo Regional (Core) tendrá sus dos últimas sesiones los días 14 y 15 de este mes y de ahí entrará en receso. Entonces está la posibilidad de que no se alcance a dirimir entrega concreta de los recursos a las entidades que programaron eventos para los meses de enero y febrero.

Instituciones como Acochi figuran entre los principales afectados en caso de que se concreten los temores de Sierpe. “Nuestro festival cuesta alrededor de 50 millones de pesos, pero no pedimos todo al gobierno, porque igual hacemos aportes, igual trabajamos y nos hemos esmerado por realizar este evento durante 24 años”, advierte Hueicha.

Explica que esos recursos se usan para los gastos generales, pero principalmente para financiar la contratación de artistas de renombre nacional. Y recalca que “los beneficiarios de todo esto son las personas de Punta Arenas, que apoyan y participan. Habiendo apoyo del gobierno, uno puede tener una mejor calidad de artistas y con un espectáculo de primer nivel”.

El evento costumbrista chilote está fijado para los días 25, 26 y 27 de enero, y 1, 2 y 3 de marzo próximos, en el tradicional recinto ubicado en el Pasaje Retiro.
Una falta de respeto con la región

Uno de los gestores del exitoso Festival de Teatro y Artes Escénicas “Cielos del infinito”, Luis Guenel, no disimuló su preocupación por la incertidumbre en que se encuentran ahora quienes postularon al fondo regional en cuestión. El evento se efectuará entre el 22 de enero y el 3 de febrero.
En el caso particular del festival de teatro, menciona que “es preocupante que hasta el día de hoy, después de todos estos años, dependamos de un fondo cultural y no haya un aporte directo del gobierno regional. Año a año hemos trabajado en las propuestas que ellos nos indican e incluso tiempo atrás tuvimos una reunión con el actual intendente regional (Mauricio Peña y Lillo)”.

Presentaron un proyecto, que posteriormente fue rechazado por el Consejo Regional (Core). La justificación en ese caso se centró en que, a pesar de que se entregaran los recursos en forma directa, eso no aseguraba la realización del festival teatral. La paradoja es que los organizadores de “Cielos del infinito” aclaraban en su presentación que igualmente contaban con otros recursos obtenidos a través de instituciones de dependencia regional y nacional.

“El enojo es claro, porque recolectamos alrededor de 50 millones de pesos, que es casi el 70% del festival. Compramos los pasajes de los artistas, está reservado el alojamiento y la alimentación, está lanzada la parrilla nacional e internacional. Yo creo que esto es una falta de respeto desde la intendencia regional hacia los eventos culturales de la región a los que además se les quita la posibilidad al turismo y al desarrollo de la economía regional que se mueve en torno a las actividades de verano”, refuerza.

“Por una parte puede estar nuestro malestar por la incertidumbre en que nos encontramos, pero por otra está también la frustración por no saber qué hacer cuando ya está más de la mitad del evento organizado”, dice.

Y más allá de la alerta generada por un consejero regional que advierte el problema existente, el gestor cultural señala que lo ideal sería buscar una solución desde el mismo interior del gobierno regional para solucionar un problema que afecta a la región y a sus habitantes.