Necrológicas
  • Moisés González Diz
  • José Miguel Bahamonde Bahamonde

Pescadores y trabajadoras de plantas procesadoras se “tomaron” oficina de la seremi de Economía

En el lugar quemaron las figuras del Presidente Piñera, del ministro Longueira y del diputado Marinovic,
acusándolos de perjudicar la pesca artesanal a favor de los industriales pesqueros.

Por La Prensa Austral miércoles 14 de noviembre del 2012

Compartir esta noticia
60
Visitas


“¡Pifias para Piñera! Buuu! ¡Pifias para Longueira! ¡Buuu! ¡Pifias para Marinovic! ¡Buuu!” fue la consigna que se escuchó durante las casi tres horas que duró la “toma” de las dependencias de la secretaría regional ministerial de Economía, ubicada en Fagnano 420, entre Avenida España y calle Armando Sanhueza, en el centro de Punta Arenas, en protesta contra el proyecto de ley que modifica la Ley General de Pesca y Acuicultura (Ley Nº 18.892), que comenzó pasadas las 9 de la mañana de ayer.

Encabezados por Fernando Carmona Saldía, presidente de la Asociación Gremial de Pescadores de Punta Arenas y la Antártica Chilena, hasta el lugar llegaron, también, dirigentes sociales de la Asamblea Ciudadana de Magallanes, como José Hernández, Jessica Bengoa y Adela Cárcamo, quienes el día anterior, y a través de una declaración pública ante los medios de comunicación, expresaron su apoyo a las movilizaciones de los pescadores artesanales.

En uno de sus párrafos, dicha declaración señala que “si los peces son de todos los chilenos, presentes y futuros, el acceso al mar debe propender a beneficiar al máximo de compatriotas y generar tanto empleo como valor y con ello se está aportando a nuestro desarrollo, ya que la sustentabilidad no implica sólo proteger y recuperar la biomasa, sino que también dice relación con lo social, en la medida en que contribuye al fomento y desarrollo del sector artesanal y agrega valor a la producción pesquera nacional”.

Dentro del edificio se encontraban la secretaria Perla Soto, el periodista Hugo Hurtado y el auxiliar y chofer Cristián Mimiza, a quienes los pescadores les señalaron que estuviesen tranquilos, pues nada les iban a hacer y que el problema no era con ellos, sino, contra el gobierno, y el ministro de Economía, Pablo Longueira, quien está impulsando la aprobación de una nueva Ley de Pesca, que será votada en particular, el próximo lunes, en la Sala del Senado, cumpliendo, así, su segundo trámite constitucional en el Parlamento.

Además, se supo que la intención de los dirigentes de los pescadores artesanales y de las trabajadoras de plantas pesqueras de Punta Arenas y Puerto Natales que se unieron a la manifestación ayer, era “tomarse” las dependencias de la Dirección Zonal de Pesca, ubicada en Avenida Independencia pero como en el lugar se encontraban efectivos de Carabineros resguardando el lugar, decidieron concurrir hasta la seremi de Economía.

Sin embargo, el secretario regional ministerial de Economía, Marco Mella Bórquez, no se encontraba, pues está con licencia médica. Quien lo está subrogante es el seremi de Agricultura, Manuel Bitsch, pero ayer acompañó al ministro de Agricultura, Luis Mayol, a una visita al Parque Nacional Torres del Paine.

Reunión con
intendente

Después del mediodía los manifestantes se dirigieron a la intendencia regional, para reunirse con el intendente Mauricio Peña y Lillo, donde estuvieron hasta cerca de las 14,30 horas planteando su rechazo y temores con respecto a esta iniciativa del Ejecutivo.

“Les he hecho saber que nosotros, como región, no tenemos injerencia, porque es un tema de ley que se discute en el Parlamento. Lo que sí me comprometí a transmitir las inquietudes que ellos tienen, al subsecretario de Pesca (Pablo Galilea), de tal manera que sean consideradas dentro de lo que se puede hacer en la discusión, entendiendo que ellos ya las han hecho llegar”, señaló la primera autoridad, al término de la extensa reunión.

“Pero, por otro lado, hemos acordado que a nivel local, independiente de la ley que se está discutiendo, podemos ir avanzando en el trabajo con los pescadores artesanales, sobre todo utilizando herramientas de fomento que existen en la región, que permiten ir mejorando su inversión en sus naves, motores, en fin”, agregó. Asimismo, Peña y Lillo afirmó que convocará a los dirigentes de la pesca artesanal a la brevedad para iniciar un trabajo en conjunto en donde se les capacite para utilizar dichas herramientas de fomento y de apoyo para ellos y sus familias.

Recursos marinos
a siete familias

Desde el lunes los dirigentes de la Pesca Artesanal de la región retomaron su ofensiva contra el proyecto de Ley de Pesca o Ley “Longueira” (pues es patrocinada por el ministro de Economía, Pablo Longueira), que como lo han señalado dirigentes nacionales del rubro, entregará el 92% de los recursos marinos del país a siete familias a 25 años renovables, lo que para ellos es lo mismo que a perpetuidad.

En el caso de los parlamentarios, los dirigentes de la pesca artesanal han reconocido el apoyo a su causa de los senadores Carlos Bianchi (independiente) y Pedro Muñoz (PS). Sin embargo, han criticado duramente al diputado independiente Miodrag Marinovic, a quien acusan de votar a favor del proyecto de ley de Pesca patrocinado por el ministro Longueira.

De hecho, ayer junto con quemar las imágenes del Presidente Piñera y del mencionado secretario de Estado, quemaron la foto del diputado.

El polémico proyecto de ley en cuestión apunta a modificaciones, en el ámbito de la sustentabilidad de recursos hidrobiológicos, acceso a la actividad pesquera industrial y artesanal, y regulaciones para la investigación y fiscalización.
El proyecto de ley se tramita en el Congreso desde el 14 de diciembre y debe reemplazar a la legislación actual, que caduca el 31 de diciembre y que tuvo una vigencia de 10 años.

La iniciativa contempla mayores exigencias para los pesqueros artesanales, asociadas al control de la cantidad de recursos que se extraen y al lugar donde estos actores pescan. La norma también introduce cambios en la pesca industrial. Incorpora la figura de licitaciones de las cuotas de pesca para garantizar el ingreso de nuevas firmas.

En las redes sociales ha sido profusa la campaña contra este proyecto de ley, a través de www.yopesco.cl. Allí se afirma que siete familias, dueñas de empresas pesqueras, se quedarán con el 92% de los recursos marinos, a través de las cuotas de pesca, por 25 años renovables. Asimismo, se indica que en caso de que el Estado quiera recuperar estos recursos, tendrá que pagarles miles de millones de pesos a estas familias.

Se trata de las familias Angelini, Lecaros, Yaconi-Santa Cruz, Sarquis, Stengel, Fernández e Izquierdo, que durante los últimos años pasaron de poseer sus propias flotas al fusionarse en cuatro grandes conglomerados: Orizon, Blumar, Camanchaca Pesca Sur y Mar Food, con capitales extranjeros

Chile tiene 3,6 millones de kilómetros cuadrados de aguas jurisdiccionales y es el séptimo país con más desembarques pesqueros del mundo. Quienes abogan porque se retire del Parlamento el proyecto de ley Longueira, ejemplifican el daño que ésta haría a la pesca artesanal afirmando que una caleta de la zona central captura al año 44 toneladas de pescado, mientras que las industrias pesqueras, en una sola faena, capturan 600 toneladas.