Necrológicas

Siete mujeres salvan de incendio que arrasó con antiguo local nocturno en Natales

El fuego se inició en el segundo piso y la causa se encuentra en estudio.

Por La Prensa Austral martes 8 de enero del 2013

Compartir esta noticia
104
Visitas


Durmiendo sorprendió el fuego a las siete mujeres que trabajaban en el antiguo local nocturno “Manos Limpias” de Puerto Natales. Pese al incendio declarado a las 7,45 horas de ayer, las dependientes alcanzaron a ponerse a salvo, escapando ilesas hacia el exterior.

En escasos minutos el fuego cubrió totalmente el recinto, en especial el segundo piso donde se habría localizado la zona focal. El incendio destruyó en un 70 por ciento la construcción de material mixto.

Hasta el lugar llegaron tres carrobombas de las dos compañías de Bomberos de Natales, con más de 20 voluntarios, quienes al cabo de una ardua labor lograron controlar el fuego.

Mientras voluntarios combatían las llamas, efectivos de Carabineros se abocaban a verificar la existencia de personas al interior que estuvieran en riesgo su vida o integridad física, a fin de prestar auxilio, como asimismo se puso en marcha el empadronamiento de testigos que pudieran aportar información a la investigación.

La propietaria del establecimiento nocturno, Vilma Garay Barrientos, dijo que a las 7,51 horas le informaron que se estaba quemando el segundo piso del local, que abrió sus puertas alrededor del año 1934.

Con un extintor

Relató que al llegar premunida de un extintor se enfrentaron a dos focos de incendio, uno en el sector que da hacia calle O’Higgins y el otro hacia el pasaje Antonio Garay (al sur de la construcción) donde se ubica la escalera que permite el acceso al segundo piso. El fuego le impidió acceder a la segunda planta, y para ella, ya “no había nada que hacer.
Los focos eran muy grandes, la escalera se estaba quemando entera, no pude subir”.

En esos momentos las trabajadoras del local (siete mujeres) se encontraban durmiendo, desconociendo lo que ocurría. Alertadas, todas pudieron escapar ilesas del edificio, de aproximadamente 500 metros cuadrados de construcción y que no contaba con seguros contra incendios.

Vilma Garay, sin adelantar culpabilidades, descartó un problema eléctrico y una falla en la red de gas, porque tenía calefacción central.

Sobre lo ocurrido, subrayó en medio de su angustia que “es penoso; perdí toda mi historia, mi vida, mi niñez; aquí nos crecimos, aquí estaba todo”.

Pareado al local nocturno, que antiguamente se llamaba “Montecarlo”, se ubica la vivienda particular de la propietaria del negocio nocturno y cabañas de turismo. El cortafuegos impidió que estas construcciones resultaran dañadas.

La destrucción adelantará los planes que tenía para el recinto, que era destinarlo al área turística.

Dos hipótesis

Los antecedentes e información preliminar fueron puestos en conocimiento del fiscal adjunto, Iván Vidal Tamayo, quien instruyó que el equipo de la Sección de Investigaciones Policiales (Sip) realizara diligencias en el lugar, como así también el trabajo en el lugar del personal del Laboratorio de Criminalística de Carabineros Punta Arenas (Labocar).

Estos últimos se desplazaron hasta Puerto Natales para realizar el peritaje, cuyo resultado se conocerá en los próximos días.

Hasta el momento se manejarían dos hipótesis sobre el origen de las llamas. Una de ellas apunta a que en forma accidental un cliente habría dejado una colilla de cigarrillos y la segunda tendría relación con un cortocircuito. Está descartada la intencionalidad hasta el momento.

El comandante del Cuerpo de Bomberos, Erick Hahne, manifestó que el incendio se inició en el segundo piso y su origen se encuentra aún en estudio.

Por su parte el comisario de Carabineros, mayor Jorge Muñoz, informó que las diligencias apuntan a determinar las causas y circunstancias en que estalló el siniestro, a través de los medios de prueba que se disponen y que trabaja personal de Labocar, declaraciones de testigo, como así también el análisis a los sistemas de grabación con que contaba el local nocturno.

Con estos últimos se pudo establecer que momentos antes que ocurriera el incendio había tres personas en la segunda planta del inmueble, las cuales se encuentran identificadas.