Necrológicas
  • Clorinda “Tita” Cárdenas vda. de Ojeda
  • Gladys del Carmen Cortez Nola
  • Walter Segundo Emmott Ronfeltd
  • Ana Delia Unquén Levín
  • Eduardo Canales Verdejo
  • Gladys Jara Ovando

El potencial de los productos forestales no madereros desconocidos en Magallanes

Por Elia Simeone sábado 22 de septiembre del 2018
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
586
Visitas

– Crecimos entre el calafate, recolectando las frutillas silvestres y hongos durante los paseos campestres, pero hoy se abre una nueva posibilidad productiva con esta biodiversidad escondida entre los árboles nativos.

Están escondidos entre los frondosos bosques o la espinosa flora patagónica. Para los ojos inexpertos, sólo forman parte del paisaje arbóreo, resaltando apenas por sus coloridos frutos o su presencia ocasional.

Para muchos magallánicos, han formado parte de la infancia. ¿Quién no recuerda los paseos campestres en que el desafío era llenar un tarro de leche con las exquisitas frutillas silvestres? La mayoría no llegaban al tiesto, porque se deshacían en las bocas, tiñendo de rojo los labios y las manos de los ávidos recolectores.

Para los mayores, ¡qué delicia constituía la borgoña preparada con este diminuto fruto!

¿No pasaba lo mismo con la recolección de algunos hongos amparados por la sombra del bosque nativo? Los platos de tallarines y las carnes sabían mejor.

Desarrollar la técnica para evitar que las espinas no laceraran las manos al sacar el pequeño fruto de las matas de calafate y terminar con la sonrisa azulada eran las entretenciones del verano y forman parte del recuerdo.

Hoy, la mirada sobre toda esta diversidad y riqueza escondida es otra. Menos romántica, pero mucho más práctica.

Son tantas las propiedades y el potencial para desarrollar agro-negocios que la secretaría regional ministerial de Agricultura ha planteado la necesidad de llevar adelante investigaciones para identificar cuáles son y qué características tienen los productos forestales no madereros (PFNM) en Magallanes.

Según lo expuesto por el seremi José Fernández, la idea es abordar el desafío de desarrollar paquetes tecnológicos que aseguren la sustentabilidad de estos productos, para diversificar la matriz productiva de los agro-ecosistema. “Es necesario diagnosticar, luego experimentar para desarrollar innovación, y potenciales negocios sustentables” afirmó Fernández

Calafate, ñirre: los súper alimentos

No es que no se haya estado trabajando en esto. De hecho, un claro ejemplo de esto es la línea desarrollada por el Inia Kampenaike y sus investigadores, quienes han estado desentrañando las propiedades, usos y reproducción comercial del calafate, que se presenta hoy como uno de los súper alimentos.

“El considerar al calafate como un producto forestal no maderero otorga una oportunidad de protección y generación de estrategia de producción sustentable, con el objeto de generar oportunidades de negocio en los territorios, sin perjudicar el entorno”, remarcó la investigadora de Inia, Claudia Mc Leod.

“Sin embargo, la domesticación y estandarización de la calidad para nuevos mercados agroalimentarios son un desafío que debe ser abordado al igual que el desarrollo de nuevos productos”, acotó. Es en esta área donde Inia focalizará sus recursos a corto y mediano plazo.

El director regional de Inia, Francisco Sales, afirmó que “los PFNM son uno de los rubros más emergentes en Chile y, además, son productos que le dan un dinamismo a la agricultura local e identidad a la región”.

El investigador Erwin Domínguez, hizo que, dentro de las actividades ligadas a los PFNM, se encuentra, entre otros, la recolección de rosa mosqueta, maqui, calafate, musgos pom – pon, barba de viejo y morcella, así como hierbas, hojas, cortezas y semillas de diferentes especies. Esto vincula al hombre y la naturaleza en la búsqueda de alimento, medicina y de oportunidades para el desarrollo económico-productivo, ecológico y socio-cultural de una localidad, región y país. Sin embargo, esto debe ser mediante el uso racional de los ecosistemas forestales.

Esta nueva oportunidad y desafío fue abordado en un seminario realizado en Punta Arenas el miércoles recién pasado. Allí estuvo el encargado nacional de la línea de investigación de PFNM de Infor, Jaime Salinas, quién viajo desde Coyhaique para compartir su experiencia a nivel regional, nacional e internacional sobre el desarrollo sostenible de los PFNM.

Magallanes, sin catastro

El profesional presentó el catastro nacional realizado el año 2014, que determinó para Chile un total de 608 productos utilizados como alimentos funcionales, pigmentos, aceites esenciales, infusiones ornamentales y artesanía por las comunidades rurales, desde la región de Coquimbo hasta Aysén.

Sin embargo, destacó que no existen datos para Magallanes, indicando que “esta situación llevó a apoyar este seminario, porque junto al Inia estamos convencidos que existen númerosos alimentos funcionales, que sabemos que están presente en esta región y son una oportunidad para el futuro”.

Dentro de las iniciativas privadas que se abordaron en el seminario, destacaron las relativas a un nuevo emprendimiento productivo vinculado a la elaboración de infusiones ñirre (árbol nativo de Magallanes), trabajo que ha sido desarrollado por el empresario César Busolich. Durante su presentación, explicó que “la infusión de ñirre posee aproximadamente el doble de capacidad antioxidante que la infusión de té verde con calafate y esto se debería a que estas plantas al estar cerca de los hielos eternos concentran mayor potencial antioxidante. Ahora vamos a trabajar en la certificación de nuestro producto como orgánico e implementar buenas prácticas de manejo, apoyados por Juan Ruiz gerente de la empresa regional Ruydo” quién expuso los antecedentes silvícolas vinculados al ñirre en Magallanes.

También Conaf se hizo presente, a través de la participación del jefe del departamento de ecosistemas y sociedad, Sr. Washington Alvarado, quién expuso las políticas administrativas y económicas de los PFNM y el uso sustentable de estos productos, para contribuir a mejorar la calidad de vida de los actores asociados a la recolección y comercialización en zonas aledañas a las Areas Silvestres Protegidas.

PFNM y el arte

Estos productos tienen tal potencial que también tocan al arte. Entre los expositores destacó la artista magallánica autodidacta, Josefina Díaz, quien elabora micro-paisajes usando como materia prima los distintos elementos que recolecta de nuestros bosques australes, como son: líquenes, musgos y helechos. Estos elementos los combina formando una especie de ventana literalmente que muestra un paisaje con colores propios de la región.

Otros artistas también han recurrido al uso de estos productos como pigmentos naturales para elaborar obras de arte y también han sido fuente de inspiración y materia prima para el diseño de vestuario.

Musgo Sphagnum

Las implicancias ambientales de la cosecha de musgo Sphagnum considerado un PFNM fueron expuestas por el investigador de INIA Sr. Erwin Domínguez, quien expuso junto al gerente de la empresa exportadora Lonquen, Ricardo Díaz, quién manifestó que “es una instancia importante para la región de Magallanes, considerando lo relevante que puede ser el musgo y la aplicación de una normativa que asegure la sustentabilidad de esta briófita”.

Erwin Domínguez, encargado de coordinar el seminario en su primera versión, señaló que con esta actividad se abre una puerta para posicionar a los PFNM en la región de Magallanes, vinculando a los recolectores, empresarios, agencias públicas del agro y la academia, para construir una agenda regional público-privada, que propicie el desarrollo sostenible de estos productos, concluyó el investigador.

Esto fue ratificado al término de la cita por el director de Conaf en Magallanes, Mauricio Véjar, y por el director de Inia Kampenaike, quienes invitaron a la conformación de una mesa de trabajo a corto plazo que permita el desarrollo de un rubro de manera sustentable.