Necrológicas
  • Tránsito William Núñez
  • Herminia Bórquez Haro
  • Susana Gómez Aguila
  • Fresia del Carmen Donoso Canelo
Fue enviado a la cárcel

Trío de delincuentes asaltó a dos transeúntes y agredió a carabineros

Por La Prensa Austral sábado 30 de diciembre del 2017

Compartir esta noticia
643
Visitas

En dos céntricas esquinas ocurrieron los episodios de violencia en la madrugada de este viernes.

Dos hombres y una mujer fueron formalizados durante la tarde de ayer en una audiencia de control de detención que se llevó a cabo en el Juzgado de Garantía de Punta Arenas. Los detenidos fueron acusados por el Ministerio Público por su autoría en los delitos de robo con violencia y maltrato de obras a efectivos de Carabineros.

La fiscal Wendoline Acuña narró los hechos que acontecieron durante la noche del pasado jueves, donde el primer episodio tuvo lugar en la céntrica intersección de las calles Chiloé con Croacia, donde una joven que estaba esperando a unas amigas fue abordada por Carlos Orlando Bilbao Díaz, Reynaldo Alberto Yerom Sepúlveda Gómez y Cristel Estéfani Mansilla Quinchamán, los cuales forcejearon con ella arrebatándole su celular y dándose posteriormente a la fuga.

Rato más tarde, un hombre que se dirigía a su casa fue interceptado en la esquina de Avenida Colón con calle Armando Sanhueza por el trío de delincuentes, quienes lo golpearon en el rostro, dejándolo con una fractura nasal, sustrayéndole su billetera. Sin embargo, testigos del hecho lo auxiliaron, haciendo que los antisociales emprendieran la huida.

Con ambas denuncias, efectivos de Carabineros realizaron un patrullaje logrando divisar a dos de los sujetos, los que escaparon para no ser fiscalizados, ingresando a un domicilio ubicado en calle Armando Sanhueza. Tras la persecución, los funcionarios policiales ingresaron a la vivienda donde fueron atacados con golpes, botellas y palos. Asimismo, uno de los asaltantes agredió a un carabinero con un arma cortante, rompiéndole el chaleco antibalas.

No obstante, fueron reducidos y aprehendidos por la fuerza policial, logrando identificar que Bilbao -quien tiene un amplio prontuario delictual- registraba una orden de detención pendiente, porque tenía revocada una libertad condicional de una condena previa por robo con intimidación.

Tras un extenso debate entre el abogado defensor y la persecutora, esta última le solicitó al magistrado Juan Enrique Olivares que decretara la medida cautelar más gravosa, petición a la que accedió el juez de garantía, enviando a los tres individuos a prisión y decretando asimismo un plazo de investigación de 90 días.