Necrológicas
  • Patricio Enrique Furniss Fisher
  • Guillermo Antonio Sepulveda Vallejos
A un año de entrar en vigencia nueva norma

595 infracciones se han cursado por exceder el límite de 50 km/h

Por La Prensa Austral miércoles 14 de agosto del 2019

Compartir esta noticia
310
Visitas

La percepción denota que esta obligación legal no es respetada, a lo menos en Punta Arenas, puesto que todos los días es posible observar a conductores que incumplen esta regla.

Un año ha transcurrido desde que comenzó a regir la nueva normativa que disminuyó la velocidad máxima en el radio urbano de 60 a 50 kilómetros por hora y la percepción denota que esta obligación legal no es respetada, a lo menos en Punta Arenas, puesto que todos los días es posible observar a conductores que incumplen esta regla.

Considerando aquello, y según cifras procesadas por la Comisión Nacional de Seguridad de Tránsito (Conaset) en base a datos estadísticos de Carabineros, en Magallanes se han cursado 595 infracciones desde agosto de 2018 hasta el mes de junio de este año a causa del exceso de velocidad en zona urbana, mientras que a nivel nacional se alzan a 56.659.

Pese a esto, algunos conductores que fueron consultados por este medio aseguran que estos datos no se condicen con la realidad local, señalando que es frecuente observar casi todas las noches en Avenida Costanera, en el sector de la ex chipera o en Avenida Frei carreras clandestinas o automovilistas que contravienen lo establecido, donde la presencia de fiscalizadores es casi nula.

Destacan avance

Por el contrario, los seremis de Transportes y Gobierno, Marcos Mella y Alejandra Muñoz respectivamente, junto al capitán de la Primera Comisaría de Carabineros, Marcelo Ruiz, destacaron el positivo avance obtenido tras la entrada en vigencia de esta modificación legal, apuntando como factor principal de su quebrantamiento al escaso autocuidado que tienen algunas personas, lo cual incidiría en estas malas conductas viales y no a un asunto que pasa por una mayor o menor fiscalización.

Teniendo en cuenta que todos los días diversos conductores colman las audiencias en el Juzgado de Garantía tras ser detenidos al protagonizar accidentes de tránsito en la ciudad, con factores en común como la ingesta alcohólica o el no haber obtenido licencia para conducir, la titular de Gobierno descartó que las
reiteradas políticas públicas y campañas de prevención estén fracasando, atribuyendo estas conductas a una eventual irresponsabilidad ciudadana, ya que de parte de las instituciones se ha insistido permanentemente en concientizar a la gente.

Asimismo, el jefe regional de la cartera de Transportes, recalcó que el objetivo de reducir la velocidad apunta a que el chofer pueda frenar en un menor espacio. “Un vehículo que va a 60 km/h en promedio, toma 35 metros en detenerse. Pero uno que va a 50 km/h lo hace en menos de 20 metros”, aseguró Mella, sin entregar su apreciación en torno a si la comunidad vial está respetando el nuevo límite de velocidad.

Aseguró además que en la actualidad el parque automotor se ha incrementado el triple de lo registrado hace 15 años, contabilizando aproximadamente 63 mil móviles sólo en Punta Arenas.

Por otra parte, la autoridad policial detalló que en la actualidad sólo existen tres pistolas radares para controlar la velocidad, las que están siendo permanentemente calibradas y que están distribuidas en las unidades de Río Seco, Villa Tehuelches y en la capital regional. Pese a esto, el capitán Ruiz respaldó que el número de estos artefactos son suficientes para abarcar el vasto territorio austral

“Generalmente todo lo que hacemos se ve reflejado como que no es suficiente, pero tratamos de hacer más campañas para sensibilizar con la finalidad de crear conciencia en las personas”, puntualizó.