Necrológicas
  • Norma Luisa Muñoz Sánchez
  • Valeria Aguilar Díaz

Autoridades califican de “grave” escape de 10 mil salmones desde Capitán Aracena

Por La Prensa Austral jueves 21 de julio del 2016

Compartir esta noticia
617
Visitas

Por Carolina Ruiz y
Nelson Encina

Preocupación causó el escape de 10 mil salmones constatado este lunes, desde el centro de cultivo Aracena 3, propiedad de la empresa Nova Austral, debido a un fuerte temporal que dañó las redes que conforman dichas estructuras flotantes, emplazadas en el sector de isla Capitán Aracena.
“Esto es gravísimo. Este fin de semana a una salmonera se le escaparon 10 mil salmones, según ellos producto del mal tiempo. Pero si estamos en Magallanes!! Sabemos que hay mal tiempo. ¿Cuáles eran las condiciones de seguridad? ¿Sernapesca había fiscalizado antes de este incidente con la rigurosidad necesaria? ¿Cuál es el impacto para el medio ambiente y para la pesca artesanal?”, manifestó molesto el diputado por Magallanes, Gabriel Boric, quien junto a su equipo viene desde hace meses fiscalizando a la industria salmonera y realizando conversatorios con la ciudadanía, para reflexionar sobre el modelo de desarrollo en la región.
El parlamentario exigió que se frene la entrega de concesiones acuícolas en la región. “Exigimos se declare moratoria para Magallanes (tal como hoy existe en la Xª y XIª regiones hasta el 2020), y no se otorguen más concesiones de acuicultura a empresas salmoneras mientras no haya un debate serio en la región sobre nuestro modelo de desarrollo y no existan condiciones responsables de fiscalización por parte del Estado. Seguiremos trabajando con todo en este tema”, precisó.
Intendente
Por su parte, el intendente Jorge Flies Añón, señaló que la empresa deberá responder por lo ocurrido. “Las empresas tienen que hacerse responsables absolutamente ante una situación como la que ocurre acá. Así como cualquier empresa y también sector público puede tener fallas o accidentes, cuando ocurre un accidente como éste, tendrá que dar todas las explicaciones, cumplir toda la normativa, ver si tiene sanción. Todo eso es parte de lo que le corresponde evaluar a la autoridad pertinente, que es Sernapesca”, precisó Flies.
El jefe regional descartó que hubiera relación entre este hecho y el respaldo que, el pasado lunes, entregó la mayoría del Consejo Regional a la instalación de un centro de engorda de salmonídeos en bahía Beaufort.
“Eso es muy distinto a la aprobación de un proyecto. Son cosas que corren por carriles absolutamente distintos. Una cosa es cómo se hace y se autoriza un proceso productivo, y otra son las responsabilidades que tienen que tener en ese proceso productivo, que en este caso son coincidentes en el tiempo”, puntualizó.
Consejera regional
Quien sí reiteró su molestia con la aprobación de la iniciativa el pasado lunes, fue la presidenta de la comisión de Medio Ambiente, Antonieta Oyarzo, quien lo calificó como un error.
“Lo ocurrido con el escape de los salmones es un hecho que evidencia que la industria salmonera tiene una serie de riesgos en su producción, que son sobre todo ambientales. Y es que uno de los temas que más preocupa del escape de salmones, que es una especie exótica, es que esta especie es depredadora, son salmones que están siendo alimentados diariamente y al escapar de su lugar donde se está realizando su producción, pasan al mar a juntarse y a depredar especies nativas. (…) Y eso además interviene el medio natural que son las zonas de extracción pesquera. Los pescadores de Magallanes en Capitán Aracena, me han señalado que esas son zonas de extracción de centolla. Por lo tanto, cada vez que se escapan salmones, hay riesgos ambientales, sociales y económicos. Aquí la empresa lo único que hace es hacer una evaluación desde el riesgo económico y pérdida de su sector, pero no hace ningún pronunciamiento respecto al riesgo ambiental y tampoco lo hace en relación al sector de la pesca artesanal, porque la salmonicultura no es la única actividad que se desarrolla en el mar en nuestra región, también está el sector pesquero”, enfatizó la representante de Ultima Esperanza.