Necrológicas
  • Amina Rodríguez vda. de Molina
  • Rodolfo Antonio Godoy Huenteo
  • Fernando Muñoz Subiabre

Caótica situación de farmacia ambulatoria de Hospital Clínico desata la furia de los usuarios

Por La Prensa Austral jueves 3 de noviembre del 2016
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
1.105
Visitas

 

Una jornada caótica vivió durante la mañana de ayer la farmacia ambulatoria del Hospital Clínico de Magallanes, luego de que más de un centenar de usuarios se aglomerara frente al mesón de atención y exteriorizara su indignación porque han debido esperar casi una semana por medicamentos para combatir sus enfermedades crónicas.

La gran cantidad de personas que llegó a entregar su receta médica sobrepasó la capacidad de acción del limitado personal que se encontraba atendiendo y ante la molestia de los usuarios y la falta de claridad respecto a cómo se están realizando las entregas, se dispuso que tres guardias resguardaran el orden, medida que fue cuestionada por los reclamantes, quienes acusaron que la dirección del recinto asistencial no ha tomado las medidas de contingencia necesarias.

Miriam Williams lucha contra una artritis reumatoide y además padece bronquitis. Llegó al hospital alrededor de las 8 horas con el propósito de retirar su receta, que entre otros medicamentos, incluye el tramadol, un fármaco que le ayuda a aliviar el dolor que sufre constantemente. Sin embargo, al mediodía aún no recibía atención. Asimismo, Sonia Linco relató que su marido tiene epilepsia, enfisema pulmonar y un problema en la espalda, por lo tanto necesita tramadol, que es para combatir el dolor, y no sabía si se lo entregarían.

Igualmente, Rosa Guerrero comentó que ante la nula reacción por parte de la jefatura del hospital respecto de cómo se iba a hacer la entrega de medicamentos, un grupo de usuarios se organizó y llegó hasta la dirección para pedir que al menos se realizara una atención por números, de manera de simplificar el proceso y ordenar la atención.

Jorge Osorio llegó al hospital a retirar un medicamento para el glaucoma. “Me correspondía el 28 (octubre) pero me pilló el paro, estoy a la espera de una operación, pero para eso también hay que tener paciencia”. De la misma manera, Juan Carlos Melo concurrió a dejar una receta para los medicamentos de su hija, que debían entregárselo el 28 de octubre, pero como estaban en paro no pudo hacer este trámite.

Denuncia de funcionarios

Durante este miércoles un centenar de funcionarios del centro asistencial llegó hasta la dirección del hospital para plantear su molestia por presiones recibidas para regresar a sus labores, enrostrándole que la vida de los pacientes están en sus manos.

Frente a esta amenaza los gremios fueron claros al señalar que se están desarrollando turnos éticos y recordaron que sólo el 30% de los funcionarios está en paro, por lo que hay personal para cubrir los turnos éticos y las atenciones, recordando que las enfermeras y los médicos no están movilizados.

En la oportunidad, la funcionaria de farmacia Edith González dio a conocer la situación que viven quienes forman parte del cuarto turno de farmacia. “Recién el viernes me enteré que somos un servicio crítico. Entonces hago la pregunta, porque jamás se nos ha cancelado como tal, ni por ley de urgencia. Somos cuatro funcionarios y no tenemos derechos, porque trabajamos solos, los feriados y los fines de semana, festivos porque no tenemos químicos de 24 horas. Entonces creo que debería saber el director médico porque el viernes llegaron 70 cargos de ley de urgencia y creo que a farmacia no lo consideraron ni siquiera con cuatro, pero tenemos que responder a todo un hospital… Entonces estamos trabajando fuera de la ley”, reclamó molesta.

Versión del hospital

Ante esta situación, la dirección del Hospital Clínico de Magallanes informó que los químicos farmacéuticos están recibiendo sólo las recetas de carácter urgente a las 11 horas, siendo el despacho de esos medicamentos en un plazo de 48 horas más. Las personas que dejen recetas pueden retirar sus medicamentos en los siguientes horarios: de 11 a 13 horas y de 16 a 17 horas, siempre que se hayan cumplido las 48 horas desde la entrega de las mismas recetas.

Además, continúa suspendida la toma de exámenes de laboratorio, y se han visto afectadas algunas atenciones de especialidades en el consultorio, como es el caso de odontología y algunos procedimientos ginecológicos. El área de hospitalización y los servicios críticos como Unidad de Diálisis, Radioterapia, Paciente Crítico, Urgencia y Pabellón de Urgencia, se encuentran resguardados.

Atención Primaria

Una situación distinta enfrentan los consultorios de atención primaria donde la asistencia ha sido menor durante la jornada de paralización. “A pesar de la paralización se han instaurado turnos éticos que han permitido entregar atención a quienes han llegado a los distintos Cesfam”, explicó Alberto Vargas, presidente de la Federación de Trabajadores de la Salud Municipal.