Necrológicas
  • Jessie Jonston de Imperatore
  • Luis Santis Escobar
  • Nélida Díaz Calderón

Ex seremi del Mop se suma a críticas de la CChC a gobierno por ‘estancamiento’ de proyectos: “Da la impresión que se quiere borrar el trabajo realizado por distintos servicios públicos”

Por La Prensa Austral martes 12 de junio del 2018

Compartir esta noticia
208
Visitas

Ricardo Haro indicó que la preocupación de la organización gremial es sumamente válida y que
el intendente Christian Matheson la califique como escandalosa es ‘una mirada soberbia de su parte’.

Lo han manifestado entre otros, a nivel nacional, el Presidente Sebastián Piñera, y en Magallanes, desde el intendente Christian Matheson, hasta la seremi de Hacienda, Lil Garcés: el presupuesto es ajustado. De ahí que en los últimos días, el discurso oficialista sea que de momento se están definiendo los proyectos en infraestructura que han de tener prioridad, tocando a nivel local las sensibilidades de quienes cifraban expectativas de avance en iniciativas tales como construcción de una dársena en el terminal de Bahía Catalina.

Por lo mismo y sumándose a las críticas efectuadas por la Cámara Chilena de la Construcción (CChC) por las eventuales trabas de parte del gobierno al menos a 12 proyectos emblemáticos para la región, el ex seremi del Mop, Ricardo Haro, planteó en entrevista a La Prensa Austral, sus reparos a la postura de la actual autoridad regional.

– El Ejecutivo está analizando a fondo la cartera de proyectos. ¿Qué opina?.

– “Es legítimo que cuando asume un nuevo gobierno, quiera dar una impronta a su administración. Sin embargo, estas priorizaciones deben tener una justificación que va más allá del estudio o análisis hecho por el intendente en su escritorio. Acá da la impresión que se quiere borrar el trabajo realizado por distintos servicios públicos, proyectos que además contaron con respaldo ciudadano o bien son parte de Convenios de Programación firmados entre el gobierno regional (Gore) y los Servicios Públicos”.

– Algunos ya tienen aprobación técnica y presupuestaria. Aun así se evalúan.

– “Efectivamente y eso es preocupante, hay proyectos que ya están con acuerdo Core o que bien están aprobados técnicamente; tanto por Desarrollo Social o por el mismo Gore, que sólo requieren del visto bueno del intendente para llamar a licitación o bien para pasarlos a la tabla del Core para su aprobación y no se ha hecho. En Tierra del Fuego hay dos conservaciones de caminos básicos, que están dentro del convenio de programación Mop-Gore que están aprobados técnicamente y no han sido pasado al Core para aprobación. Lo mismo ocurre con la pista del aeródromo de Cerro Sombrero, el Centro de Convenciones de la Umag y el Polideportivo 18 de Septiembre”.

– La autoridad critica lo ‘pomposo’ de los diseños y que sólo han sembrado ‘expectativas’.

– “Obviamente todos los proyectos deben pasar etapas previas antes de ejecutarse, como los estudios de prefactibilidad y diseño, lo que puede tomar hasta 8 años desde que nace una iniciativa. Pero al margen de eso, el intendente se ha enfocado en que los proyectos tienen un alto costo y ese es el motivo principal de retrasarlos o simplemente bajarlos. Ahí está la diferencia con nuestro gobierno, que entendió que en una zona extrema y además aislada se deben contar con beneficios especiales que permitan desarrollar proyectos que por valuación tradicional eran imposible realizarlos, por la poca cantidad de personas o por el bajo tránsito que pueda tener una ruta. Creo que como región tenemos muchos déficit en materia de infraestructura y en ese sentido la inversión pública es fundamental para el desarrollo de la misma”.

– La CChC afirma que el intendente está frenando proyectos.

– “Coincido plenamente. En los cuatro años que estuvimos en el gobierno trabajamos en conjunto con ellos para ver cuál era su mirada en materia de infraestructura. Por lo mismo, la preocupación es sumamente válida y que el intendente Matheson los califique como escandalosos, me parece una mirada soberbia de su parte, ya que para quienes construyen en la región es necesario tener una carta de navegación clara para programarse. Las condiciones constructivas en Magallanes son distintas, existe falta de mano de obra calificada y de profesionales en algunas áreas, por lo que acá no se trata de favorecer a empresas grandes, medianas o pequeñas. Hay un mercado y alternativas para que los proyectos puedan ser construidos por cada una de ellas”.

– También se está dando una mirada revisionista en algunas líneas del Plan Especial de Desarrollo de Zonas Extremas (Pedze).

– “Creo que si el actual gobierno quiere hacer una revisión ahí, debiese hacerla de la misma manera como se construyó este plan, de cara a la ciudadanía y con diálogos en todas las provincias. El Pedze se oficializó el 17 de junio del año 2014 en Magallanes, donde se dieron a conocer qué proyectos se llevarían a cabo en los años siguientes. En ese aspecto, estoy convencido de que cambiamos el ritmo de las obras públicas en la región, con una inversión sectorial y a través del gobierno regional que fue histórica. Cuatro años después estamos hablando de la revisión de los proyectos, claramente una mala señal”.

– ¿Qué proyectos del plan no pueden esperar para su continuidad?

– “Se debe continuar con el mejoramiento integral del río de las Minas; la construcción del sistema de Agua Potable Rural (APR) del loteo Vrsalovic y Ojo Bueno -que cuenta con acuerdo Core y está en condiciones de licitarse-; el muelle multipropósito de Puerto Williams y la pavimentación Porvenir-Onaisin. Todos ellos son necesarios  para las distintas provincias”.

– ¿En tanto, cuáles ve amenazados?

– “Me parece que la biblioteca y archivos de la ex cárcel puede verse retrasada, lo mismo que la casa de los Derechos Humanos y la última etapa del camino Hollemberg- Río Pérez”.

– ¿Sabe si alguno de los planeados por el Mop está en riesgo de continuidad?

– “Desconozco si los hay. Lo importante es que se pueda mantener el ritmo de inversión que se alcanzó durante nuestro gobierno, donde sólo en recursos Mop invertimos cerca de un 90% más que el primer gobierno del Presidente Piñera”.