Necrológicas
Se inician las XXIª Jornadas Ganaderas

Experto argentino compartirá experiencia del vecino país para hacer frente a invasión de la ‘pilosella’ 

Por La Prensa Austral jueves 23 de agosto del 2018

Compartir esta noticia
206
Visitas

La producción ovina en Magallanes enfrenta en la actualidad una serie de retos que van desde la búsqueda de estrategias para enfrentar el cambio climático y el déficit hídrico en particular, hasta el de controlar a una vieja, pero incansable enemiga de las praderas y la alimentación del ganado: la Hieracium pilosella L.

Se trata de una maleza originaria de las islas Británicas, de rápida expansión, acerca de la cual expondrá mañana (viernes) a eso de las 17,50 horas, el ingeniero agrónomo y doctor en ciencias agropecuarias y docente de la facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires, Argentina, Pablo Ariel Cipriotti.

La ponencia se enmarca en el segundo día de las XXI Jornadas Ganaderas que a contar de hoy se desarrollarán en el recinto de Asogama, instancia en la que bajo el título ‘Impacto y manejo de la hierba exótica Hielacium pilosella L. En la Estepa Fueguina’, el trasandino compartirá la experiencia que posee su país en esta materia. “En Argentina, hay estancias y potreros que están muy invadidos, es una situación sumamente delicada, con niveles de cobertura alarmantemente altos en las praderas, lo que tiene un impacto directo en la productividad primaria y pasturas”, expresó.

Complementó diciendo que el país con más experiencia en esta gran problemática es Nueva Zelanda, donde el problema explotó en los años 80’. “A causa de esa situación, una gran cantidad de campos quedaron abandonados, ya que los productores no pudieron continuar con su actividad tal como lo iban haciendo. Ahora bien, en Argentina no se ha llegado a eso pero hay algunos sitios puntuales que ameritan mayor atención, porque si bien no hay estancias abandonadas, hay cuadros cerrados que no participan de la cadena forrajera del predio. Tenemos que estar atentos, no es una situación para ‘dejarse estar’”, observó.

Al ser consultado acerca de cómo percibe la situación de Magallanes cuando de pilosella L se trata, Cipriotti observó que el panorama no es del todo alentador. ““Hoy (miércoles) estuvimos en un taller con investigadores de la Umag, que nos mostraban zonas donde se registra hasta un 80% de cobertura de pilosella. Es una barbaridad, es momento de que se adopte un enfoque integral, en el sentido de abordar los distintos estados de invasión en los cuales se encuentra y eso es un manejo que tiene que hacerse”.

Pero si bien el accionar de los dueños de los predios es importante, el ingeniero agrónomo resaltó una arista que considera, es vital de potenciar. “En esto no sólo debe existir una preocupación del ambiente privado, porque el impacto económico de esta maleza no es menor y afecta la productividad en general. En eso se ha avanzado, de hecho los ministerios suelen contar con líneas específicas para fomentar cierto tipo de control o manejo de pastizales y pastoreo. En este caso, la cooperación público-privada es crucial para avanzar en el combate de la pilosella, ya sea con más énfasis en el control químico o biológico”.