Necrológicas
  • Carlos Warner
  • Filomena Cárcamo

Gremio de la salud admite que tuvo diferencias con equipos directivos salientes

Por La Prensa Austral martes 4 de septiembre del 2018

Compartir esta noticia
710
Visitas

Durante la jornada de este lunes, la doctora María Cristina Díaz asumió la subdirección médica del Hospital Clínico, de manera subrogante. Este nombramiento se mantendrá mientras se desarrolla el concurso público de Alta Dirección Pública. Lo anterior se suma al nombre de Mirna Navarro en la dirección de dicho centro asistencial y al de Karin Uribe en el Servicio de Salud.

En este escenario, la presidenta de la Federación Nacional de Trabajadores de la Salud (Fenats), Alicia Poblete, lamentó que Contraloría no se haya pronunciado antes, teniendo en cuenta todo el tiempo que lleva sucediendo esta situación. Sin embargo, conocido ahora el dictamen, al organismo le corresponde revisar los cargos de subrogancia y suplencia.

Frente a los recientes nombramientos en el área de la Salud, puntualizó que la doctora Díaz se ha desempeñado en el cargo por años, de la misma manera Karin Uribe también había subrogado en el cargo. En relación a Mirna Navarro, en la dirección del hospital, para la dirigenta constituye una novedad.

En este sentido, insistió en la necesidad de que se realicen los concursos a través de Alta Dirección Pública de manera de dar una continuidad a los cargos directivos. “Esperamos que haya una terna idónea en el concurso para el cargo de director del Servicio de Salud y se concrete un nombramiento”, expresó.

Por su parte, la presidenta de la Federación Nacional de Profesionales Universitarios de los Servicios de Salud (Fenpruss), Carmen Leiva, comprende plenamente que se tienen que respetar y acatar los dictámenes de Contraloría.

Sobre los nuevos nombramientos, aboga porque las responsabilidades asumidas por las actuales jefaturas estén a la altura de lo que se espera como sector público de salud y de sobre manera sean de puertas y trabajo abierto para con los funcionarios. “Las diferencias encontradas con las autoridades salientes nos mantuvieron ocupadas en temas que no debieron jamás ser abordados de manera incorrecta o por funcionarios de segundo orden que lejos de validar las buenas prácticas obstaculizaron el desarrollo óptimo de nuestro hospital”, criticó.

“El trabajo como Fenpruss Magallanes ha sido leal, concreto y fundamentado, pero eso no fue reconocido por el Hospital Clínico y por parte del Servicio de Salud por lo que en algunas ocasiones tuvimos que acudir a la justicia para que esta nos termine dando la razón. Esperamos esto no siga ocurriendo y que el trabajo sea más bien colaborativo, sensato y justo, en la medida que esto suceda nos pondremos a disposición de las nuevas autoridades”, enfatizó finalmente.