Necrológicas
  • Luis "Luchito" Mansilla Cárcamo
  • María Mimica Brstilo vda. de Kunica

Diputado Gabriel Boric: “Hay muchos interesados en que no postule por Magallanes y que el trabajo que hemos hecho se diluya”

Por La Prensa Austral domingo 20 de agosto del 2017

Compartir esta noticia
1.437
Visitas

Constanza Poblete
cpoblete@laprensaaustral.cl

 

Han sido cuatro años en los que dice haber aprendido mucho. El diputado Gabriel Boric Font del Movimiento Autonomista decidió ir a la reelección en los comicios del 19 de noviembre en donde espera contar con el respaldo de quienes lo eligieron y de todos los que han visto el trabajo que ha desarrollado desde Magallanes con temas nacionales y, desde el Parlamento, hacia la región.
Boric se define como una persona que tiene grandes convicciones, que está dispuesto a luchar por ellas, pero también escucha a la persona que está al frente y entiende que puede estar equivocado, que no tiene verdades reveladas. Por sobre todo, cree que la política es un trabajo colectivo y no de figuración individual, con un compromiso y vínculo existencial.

– ¿Fue efectivo que en algún momento pensó en repostularse por otro distrito?
– “Quiero ser muy categórico: ¡jamás se me pasó por la cabeza! Yo soy nacido y criado en la región. Magallanes es el lugar donde me reconozco, donde me hace sentido trabajar y nunca estuvo sobre la mesa ir a otro distrito, independiente de las dificultades o cualquier problema que pudiese haber. Voy a la reeleción esta vez y me parece que dos periodos es suficiente, pero a mí el turismo electoral no se me da y Magallanes es la tierra donde pertenezco y donde me hace sentido trabajar y, además, hemos realizado cosas que creo vale la pena continuar”.

– ¿A qué atribuye tantos rumores sobre este tema?
– “Acá hay hartos interesados en que no postule por Magallanes, que les gustaría ver que el trabajo que hemos hecho se diluya. Yo tomo eso como parte de un cahuín un tanto poco triste, desagradable, pero que hay que ignorar y ser muy categórico a la hora de descartarlo”.
– Usted salió electo con una votación importante que le permitió quebrar el antiguo sistema binominal ¿Cómo justifica que al Movimiento Autonomista le haya ido tan mal en las elecciones municipales con su candidata Jessica Bengoa?
– “Creo que nos faltó en ese momento un mayor trabajo para convertir la adhesión personal en adhesión a un proyecto colectivo. Yo siempre he señalado en particular que la política tiene que ser necesariamente un proyecto colectivo. Si es de individualidades, de caudillos o de quijotes, al final del día, eso se diluye y de eso ya hemos sabido los magallánicos. Por lo mismo, trabajamos intensamente en potenciar otros liderazgos en el Frente Amplio. Hay autonomistas como Luz Bermúdez, que participa en la coordinadora No+AFP; la misma Jessica que era presidenta de la Anef; Arturo Díaz, actualmente concejal; Pamela Contreras que fue presidenta de la Federación de Estudiantes de la Umag; y creo que es importante ir potenciando otros liderazgos y que el trabajo del Movimiento Autonomista no se sustente sólo en la diputación y, por eso, también el trabajo que hemos hecho abriendo el espacio cultural de La Idea, en donde también trabajamos a diferentes manifestaciones del arte y la cultura. La política se ha vuelto muy personalista, pero creo que hemos logrado avanzar a que la gente entienda que esto es un proyecto colectivo y que no se trata de Boric, sino de cómo queremos cambiar en conjunto el país y la región”.

– Entonces, ¿los votos no son traspasables a quienes estén en su sector?
– “Los votos no son traspasables y todavía nos falta y no me cabe duda que aún falta camino por recorrer, de madurar el proyecto no solamente del Movimiento Autonomista, sino también el Frente Amplio. La política es el poder hacer que la vocación de transformación en las condiciones de vida de la gente pueda ser real, efectiva, independiente de lo que digan quienes tienen los poderes económicos, poderes fácticos y creo que para que madure eso se toma mucha tiempo. Nosotros somos un correlativo relativamente nuevo aún, pero no me cabe duda que estamos avanzando en esa dirección”.
– ¿Cree que mantendrá la votación de hace cuatro años o eso fue fruto de que era ‘la novedad’?
– “La novedad y la juventud, en sí mismas, no son ninguna virtud. Creo que éstas tienen que ser dotadas de contenido y de trabajo para que tengan sentido en el largo plazo y, por lo tanto, la elección de noviembre va a ser un importante medidor de si hemos logrado darle contenido a lo que fue la elección de 2013. Nosotros hemos planteado cosas que son importantes para la Región de Magallanes. Hemos sido muy claros frente a los riesgos del avance de la salmonicultura; hemos trabajado en directa conexión con la asamblea ciudadana de Ultima Esperanza; estuvimos colaborando con la gente de Adelfa para que por primera vez el Gran Premio de la Hermandad pueda tener visibilidad a nivel nacional; trabajar para que lo que se haga con los terrenos del Pudeto sea definido por la comunidad y no sólo por los militares y el gobierno; y así una serie de proyectos y, si logramos comunicar eso, de todo el trabajo que se ha hecho en la Región de Magallanes y cuando hemos levantado la voz desde Magallanes para temas nacionales, espero que la votación ojalá se mantenga. Ahora, eso no me corresponde decirlo a mí, sino que la gente es la que va a tener que decidirlo”.
Dispersión de votos

– ¿En qué medida la dispersión de votos puede perjudicarlo? La NM va dividida, hay más candidatos y se agrega a un actor como Vladimiro Mimica que también puede disputarle parte de los votos de la izquierda.
– “Tengo un gran respeto por Vladimiro y quiero que la contienda con él sea en términos de discusión de ideas con respeto y fraternidad. Vamos a tener diferencias sin duda, pero no quiero entrar en una disputa de cahuines, de dimes y diretes como muchas veces pasa en la política. Dicho esto, pienso que toda esta ingeniería electoral al votante le da un poco lo mismo, el votante y el magallánico(a) va a ir a votar en función del trabajo que hayan visto en quienes se repostulan o quienes han tenido un trabajo en la región consistente y, por otro lado, en las ideas que pongamos sobre la mesa y, por eso, me gustaría hacer una invitación a todos los candidatos a que la campaña sea con harto debate, donde los medios de comunicación se presten para las ideas que tenemos y no que llenemos de neumáticos la ciudad o de grandes afiches que el contrincante los rompe al día siguiente, sino que estemos puerta a puerta, por cierto, en terreno, y que estemos debatiendo y que ojalá los medios pongan sus plataformas para ello sin dinero de por medio, como hacen algunos, para debatir ideas para Magallanes”.

– ¿Cómo ve a los demás candidatos?
– “El principal rival a vencer es la apatía y el desencanto. En Magallanes en las últimas elecciones, fue de las regiones donde menos gente votó, por lo tanto, si no logramos llegar a los jóvenes que están haciendo iniciativas culturales en las poblaciones, si no motivamos a los adultos mayores que están viviendo permanentemente el drama de la salud pública o no convocamos a los porvenireños que se han movilizado por la falta de especialistas en el hospital, al final del día va a ser disputar la misma ‘torta’ entre más gente y creo que ahí nuestro objetivo tiene que ser el hablarle a los que no están convencidos.
“La disputa política no puede ser en términos de sólo agarrarnos entre nosotros. En la mayoría de las entrevistas si te fijas es: ‘Cogler hablando de Boric’ o ‘Bianchi hablando de Mimica’, esa cuestión, al final del día, sólo desencanta. Entonces, a mí lo que me interesa es centrarnos en el debate de la proyección de Magallanes. Pienso que esos son los temas que pueden atraer a gente que hoy día ve la política con ajenidad, porque siente que son puras peleas que no afectan a su vida cotidiana”.

– ¿Cómo ve el escenario electoral? ¿Hay Gabriel Boric para cuatro años más?
– “Durante los próximos tres meses voy a seguir trabajando en el Parlamento y no voy a dejar de cumplir las obligaciones que tengo por hacer campaña. Haré campaña en los tiempos fuera del horario laboral y sin recursos públicos. Vamos hacer una campaña intensa de puerta a puerta. No soy el único candidato de la lista, están también la psicóloga Carolina Saldivia y el profesor de historia de la Escuela Pedro Sarmiento de Gamboa, Juan Pablo Mansilla. Vamos a desplegarnos y creo que mi mejor argumento de campaña es el trabajo que hemos realizado hasta ahora. No vengo a prometer en abstracto, sino que cuando dijimos que desde Magallanes empezaríamos a cambiar Chile. Bueno, eso hemos hecho, hemos abierto una brecha. Hoy Chile ya no es binominal, no sólo en el sistema electoral, sino que hay una alternativa política a la Nueva Mayoría y Chile Vamos, y creo que desde Magallanes hemos contribuido significativamente a ello”.

 

“EL FRENTE AMPLIO ES MUCHO MÁS QUE LA DISPUTA POR EL DISTRITO 10”

 

  • ¿Cree que para un referente que está tratando de aumentar su adhesión ciudadana como es el Frente Amplio, lo vivido con la candidatura de Alberto Mayol puede desalentar a sus seguidores?

 

  • “Lo primero que quiero decir es que el Frente Amplio es mucho más que la disputa pequeña que se ha dado entorno al distrito 10, que es el de Santiago. Nuestro trabajo acá en Magallanes lo confirma, pero hay muchos compañeros y compañeras que están haciendo lo propio en otras regiones. Uno no puede escapar de esta polémica, porque es real, existe y es responsabilidad nuestra. Se han tomado, y hablo desde el Frente Amplio, una serie de malas decisiones, y pienso que además no hemos estado a la altura de la circunstancia para resolverlo, pero hoy esto se encamina gracias al liderazgo de Beatriz Sánchez. Ella ha encomendado y liderado una salida a esta crisis, y tenemos que demostrar que si queremos gobernar un país, lo mínimo es que podamos resolver los problemas al interior de nuestra organización”.

 

  • Mayol dijo que fue objeto de maniobras oscuras y prácticas de la ‘vieja política’ que ustedes precisamente están diciendo que van a desterrar.

 

  • “Creo que esta dicotomía de la vieja y nueva política a mi no me hace tanto sentido, como tampoco me hace sentido la idea de los jóvenes contra los viejos. Creo que la política trata de los contenidos que uno propone y de la amplitud que uno logra convocar entorno a esos contenidos. Creer de que yo soy mejor que el otro, porque soy más joven me parece de una arrogancia que al final del día no conduce a nada, y lo que entiendo a la edad que tengo es que somos herederos de luchadores sociales que nos anteceden, y por lo tanto, estamos tomando una posta y no inventando el mundo de cero”.