Necrológicas
  • Jorge Antonio Yersic Soto
  • Francisca Gallegos Rubio
  • Julio Sebastián Calderón Maclean

Impugnan proceso de licitación de equipos de imagenología para hospitales de Natales y Porvenir

Por La Prensa Austral jueves 7 de enero del 2016

Compartir esta noticia
307
Visitas

La empresa Siemens S.A., una de las oferentes participantes del proceso de licitación de equipos de imagenología para los hospitales de Puerto Natales y Porvenir, recurrió de impugnación ante el Tribunal de Contratación Pública con sede en Santiago.
La presentación fue realizada por el abogado Gabriel del Río Toro, actuando por Siemens S.A., en contra del Servicio de Salud Magallanes, representado por su directora Pamela Franzi.
La reclamante plantea que la licitación fue adjudicada a la empresa Philips Chilena S.A., incurriéndose en graves ilegalidades y arbitrariedades que le restan todo valor.
En su alegación, sostiene que el citado Servicio de Salud hizo una aplicación profundamente arbitraria de las bases de la licitación, lesionando la igualdad de los oferentes a un nivel evidente, al incluir en la fórmula de cálculo del precio de las ofertas, la propuesta de una participante que fue descalificada -Tecnoimagen- por no cumplir con el mínimo técnico, y que al tener el menor precio, distorsionó la fórmula en perjuicio directo de Siemens, que tenía un precio sustancialmente menor al de la adjudicataria.
Concretamente sostiene la reclamante, la adjudicación de la licitación fue hecha a una oferta 600 millones de pesos más cara que la de Siemens, causando con ello un directo perjuicio fiscal.
Los equipos de imágenes para los hospitales de Natales y Porvenir, consistían en cuatro equipos: 1 Tac multicorte; 1 RX osteopulmonar de techo; 1 RX osteopulmonar de piso, y 1 mamógrafo DR.
Siemens había ofertado un precio total de 1.830 millones de pesos, mientras que la propuesta de Philips se disparó a los 2.431 millones de pesos.
El 5 de enero, el Tribunal de Contratación Pública ordenó oficiar al Servicio de Salud Magallanes a fin de que proceda aportar todos los documentos y elementos de información sobre el asunto, decretando al efecto un plazo de 10 días hábiles para la remisión de los antecedentes.
El Tribunal no dio lugar a la orden de no innovar solicitada por la parte demandante, que consistía en la suspensión del procedimiento administrativo en marcha en que recae la acción de impugnación.