Necrológicas
  • Emilia Sánchez Saldivia
  • Mercedes Castro Arias
  • María “Mila” Muñoz Gómez
  • Carlos Chandia
En barrio San Miguel

Inauguraron mural en homenaje a dos ejecutados políticos de Punta Arenas

Por La Prensa Austral domingo 13 de diciembre del 2015
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
296
Visitas

Agrupación “Hijos y Nietos por la Memoria” diseñó la iniciativa cultural, que busca reivindicar la figura de Susana Obando y Marcelo Barrios, muertes que aún no han sido plenamente esclarecidas a nivel judicial.

Tres meses restaban para que el plebiscito de 1988 se desarrollara en todo el país y a la espera de ello, un hecho fatídico conmocionó a los puntarenenses. En la mañana del 26 de julio de aquel año, el cuerpo de la joven Susana Obando Coñué apareció flotando en la aguas del estrecho de Magallanes. Una hora antes del hallazgo, la joven de 23 años, de militancia socialista, había sido detenida por efectivos del Servicio de Inteligencia del Ejército. El macabro acontecimiento fue sobreseído por la justicia y nunca tuvo responsables.

Una situación similar ocurrió con el joven Marcelo Barrios Andrade (militante frentista), quien -luego de trasladarse a vivir a Valparaíso- fue ultimado por un grupo de infantes de marina en un confuso suceso político, ocurrido en 1989. Los rostros de ambos jóvenes forman parte del mural que la agrupación “Hijos y Nietos por la Memoria” inauguró ayer en el barrio San Miguel, a través del que se recuerda, a juicio de ellos, la valentía de los dos luchadores sociales.

El proyecto denominado “Con Susana y Marcelo en la Memoria”, fue financiado con fondos que ascendieron a los 100 mil pesos (aportados por el Museo de la Memoria de Santiago), así como con aportes propios de la referida agrupación.

Para integrantes de “Hijos y Nietos por la Memoria”, el objetivo de desarrollar este tipo de iniciativas busca instalar en Punta Arenas el recuerdo de situaciones que rememoran el ímpetu de jóvenes que lucharon por “transformar un país mucho más abierto, inclusivo y democrático, que el que caracterizó al período dictatorial”, según afirmaron en un acto desarrollado ayer en la intersección de las calles Pérez de Arce y Arauco, donde se dio por inaugurado el mural en honor a los últimos ejecutados políticos que recuerda la historia de Magallanes, en el contexto de causas judiciales abiertas, vinculadas a los derechos humanos.