Necrológicas
  • Fresia Ojeda Ojeda
  • Walter Segundo Emmott Ronfelt
  • Tomislav Martic Radojkovic
  • Eduardo Canales Verdejo
  • Lorena Gómez Vera
  • Clodomiro Bahamonde Montaña
  • Daniel Guentelicán Cárcamo

Los desafíos de la Escuela Arturo Prat Chacón

Por La Prensa Austral jueves 9 de agosto del 2018

Compartir esta noticia
446
Visitas

Jaime Bustamante Bórquez

La Escuela Arturo Prat, enclavada al inicio del mítico barrio del mismo nombre, ha sido la casa materna que generosamente alberga y albergó, a generaciones de niños magallánicos que adquirieron en sus aulas, los necesarios conocimientos para enfrentar la vida.

Fue en la década del 50, que recibieron este edificio, moderno para la época, que junto al Hospital Regional “Dr. Lautaro Navarro”, constituían el orgullo de los habitantes del sector.

Hoy enfrenta los desafíos de los nuevos tiempos, con grandes proyectos que pretenden continuar la tarea iniciada hace más de 100 años. Uno de estos proyectos en pleno y exitoso desarrollo es el método Rabanus. Creado por la doctora Katrin Rabanus, fundamenta su metodología en que “la lectoescritura se adquiere a partir de la discriminación auditiva, de grafemas y de movimiento corporal”.

Fue en 2016 cuando los educadores enfrentaban la problemática de ocho estudiantes entre primero y cuarto básico que se encontraban en nivel No lectores. De tal forma se determinó con fondos del establecimiento, buscar las ayudas necesarias para atacar el problema. Así se contactaron con los creadores del método y llegó a la ciudad el profesor alemán David Rabanus para capacitar a un grupo de docentes en este novedoso sistema.

En 2017, 11 estudiantes en similares condiciones entre primero y tercero básico son tratados por dos de los profesionales capacitados obteniendo logros sorprendentes. En la actualidad la Profesora de Educación Diferencial, Claudia Legues Asenjo, es una de las educadoras que trabaja en el desarrollo del proyecto, quien comenta: “Ellos (Los estudiantes) llegan a esta sala donde hay un máximo de seis a ocho niños con dos profesionales a cargo. Van a su propio ritmo de trabajo, vienen, sacan sus fichas, las hacen, las archivan, las terminan. De igual forman se colocan los sticker, si el trabajo está bien hecho y después se hace el complemento con los profesores para revisar el avance. La idea es que trabajen en forma autónoma. Lo bueno de este método es que integra todo, la parte kinestésica, visual, auditiva, se van integrando todas las áreas.

Para la Jefe Técnico del establecimiento Escarlet Castro: “Es un método que ha entregado excelentes resultados, con avances notorios. Desde 2016, hemos abarcado una cantidad cercana a 20 niños que hoy son lectores. Este año estamos en proceso de retroalimentación. Tenemos tres profesoras capacitadas y una Técnico en Educación Especial”.

Pero no es lo único que brilla en materia de innovaciones. Otra actividad destacada, es el Taller de Ciencias Aplicadas, que dirige el profesor José Díaz Sánchez, profesional con casi 30 años de servicio, que ha dedicado los últimos años a desarrollar en sus estudiantes el interés por la ciencia. Lo importante en esta actividad es que las y los estudiantes, se pregunten por los fenómenos naturales que los rodean y preocupación del docente es que los educandos busquen las respuestas. Las actividades están orientadas a que los niños desarrollen su pensamiento verbalizando sus experiencias. El taller funciona con niños de kinder a octavo básico.

Respecto al balance, el docente indica: “Hemos tenido buenos resultados porque producto del trabajo, una actividad complementaria que es el taller Explora, nos ha permitido salir a mostrar esta experiencia. Hace poco, fuimos invitados a mostrar nuestro trabajo al Liceo María Mazarello de Natales y nos fue bastante bien. Ahora nos estamos preparando para ir a la feria de Porvenir”.

La actividad en el taller es intensa, los jóvenes científicos, muy compenetrados en sus tareas, trabajan en equipo viendo las transformaciones que produce la humedad en una cebolla.

Para Jorge Labrín, del séptimo básico, “ha sido una linda experiencia, además, fue muy bonito ir a Natales, conocer la ciudad y conversar con otros jóvenes que les gusta la ciencia”. Aunque quiere ser carpintero, como su progenitor, asegura que le entusiasma mucho la investigación.

Nueva directora

Desde el 1 de agosto asumió la dirección del establecimiento la profesora de Matemáticas María Quezada Vivar. La profesional con 30 años de experiencia ha desarrollado una interesante carrera. Ejerció la docencia de aula por 10 años para luego asumir la jefatura técnica en el Liceo María Behety. Seis años después desempeñó por un lustro la Inspectoría General en la Escuela República de Croacia y los últimos cinco años se desempeñó como subdirectora del Liceo María Behety, donde la sorprendió el llamado para este nuevo desafío.

Al referirse a la escuela señala: “Se está trabajando ordenadamente con los alumnos, se está llevando el proceso de recuperación. Los niños se ven que tienen buen comportamiento, estoy en proceso de ver los resultados académicos. Los docentes en su mayoría comprometidos, por lo tanto, creemos que vamos salir adelante y mejorar los resultados, que es lo importante”.

En la esquina que alberga la escuela, el bullicio juvenil indica el comienzo del recreo, en este faro, potente luz, que ilumina al histórico Barrio Prat.