Necrológicas
  • Luis Notolio Ortega Barría
  • Ximena Paz Alvarez Ruiz
  • Teodoro José Arroyo Gómez
  • Rosa Mireya Alarcón Muñoz
Cristián Ruiz Ojeda

Magallánico recibió premio emprendedor 2017 del BancoEstado

Por La Prensa Austral jueves 7 de diciembre del 2017

Compartir esta noticia
1.342
Visitas

La entidad consideró a 57 empresas de menor tamaño de todo el país y tomó en cuenta
el esfuerzo, empeño y la constancia para salir adelante, de parte de los candidatos.

El martes y como cada año, BancoEstado Microempresas premió en Santiago a los mejores emprendedores del país. En su versión 2017, la entidad consideró a 57 empresas de menor tamaño de todo el país y tomando en cuenta el esfuerzo, empeño y la constancia para salir adelante, de parte de los candidatos. 

La premiación consideró la entrega de dinero en efectivo, como también de 12 camionetas. Uno de los favorecidos resultó ser el microempresario magallánico, Cristián Ruiz Ojeda, joven emprendedor que logró reinsertarse en la sociedad a través de la venta de joyas y bisutería, hace 10 años en Punta Arenas, donde vive con su esposa, con quien está desde los 14 años y sus dos hijas.

Cabe señalar que el matrimonio se conoció en 1998 cuando por entonces Ruiz salía del Sename. Siendo menor había caído preso tres meses por robo y tan sólo dos meses después, supo que sería padre, al tiempo que volvía a ser detenido por porte ilegal de armas.

Su suegro era comerciante y por diversos motivos, determinó quitarse la vida. Desde ese momento Cristián y su esposa comenzaron la venta puerta a puerta los fines de semana en Porvenir, mientras que los días de semana se dedicaban al comercio ambulante en Punta Arenas. Durante 5 años se mantuvieron en esta actividad, pero la comercialización de películas pirata significó que cayera nuevamente detenido por infracción a la Ley de Propiedad Intelectual, siendo condenado a 3 años y un día de reclusión nocturna.

Adquirió kiosco

Luego ambos vendieron popa de guagua y de niños, para luego con sus ahorros instalarse con un kiosco de artesanía en una galería de Punta Arenas. No obstante, la rutina de trabajo llevó a Cristián a quebrar el régimen de reclusión nocturna y tuvo que cumplir 7 meses de prisión efectiva. En 2007 se acercaron por primera vez a BancoEstado y obtuvieron financiamiento para abastecer su kiosco. Posteriormente, a través de un financiamiento hipotecario, pudieron adquirir el local que ocupaban.

Hoy venden joyas y accesorios y arriendan un espacio en el que tienen un kiosco de artesanía para jóvenes. El sueño de Cristián y de su esposa es viajar a China para relacionarse con proveedores y comprar mercadería como ropa y accesorios en grandes volúmenes y así transformarse en distribuidores de la región, incluso para algunas ciudades de Argentina.