Necrológicas
  • Emilio Bórquez Haro
  • Andrés Gallardo Muñoz
  • Lupe Mary Avilés Ruiz

Productores apuestan por sistema de fiscalización y control obligatorio a transporte de ganado para combatir abigeato

Por La Prensa Austral jueves 14 de junio del 2018

Compartir esta noticia
315
Visitas

La necesidad de que Carabineros reanude las fiscalizaciones y el control obligatorio al transporte de animales en ruta, como una manera de prevenir la ocurrencia de casos de abigeato, forma parte de algunas de las medidas prioritarias que en el último tiempo plantearon al intendente Christian Matheson, las asociaciones de ganaderos de Tierra del Fuego, Torres del Paine y Magallanes.

Según expresaron los asociados a través de un documento fechado en mayo, las estimaciones del sector público y privado coinciden en una sustracción de más de 200 mil ovinos al año, equivalente a una pérdida anual de $7.950.000.000 -más de US$13 millones-, cifras preocupantes toda vez que la población de ovinos ha sufrido una disminución, pasando de 2,2 millones en 2007 a 1,8 millones en 2013.

Por lo anterior y de acuerdo con lo expresado ayer por la presidenta de la Asociación de Ganaderos de Magallanes (Asogama), Grani Martic Lausic, los suscritos permanecen atentos a la respuesta de la primera autoridad. “Hasta ahora hay avances ya que se estaría abriendo nuevamente el Retén Kon Aiken, previa postulación de un proyecto y financiamiento para nuevas instalaciones. Y tan importante como esto, es que se retome como era hasta el año 2012 el control de transporte de ganado en todos los retenes rurales. Hoy, una persona podía perfectamente embarcar vacunos en un camión al sur de Tierra del Fuego -Timaukel-, cruzar en ferry en Bahía Azul, llegar hasta Gobernador Philippi e irse incluso hasta Cerro Guido, sin tener algún tipo de revisión”. 

De ahí que la presidenta de Asogama refrendara la expectativa del sector, de que se revise de forma obligatoria a todos los vehículos que transportan ganado y se inspeccione aleatoriamente a quienes ingresan a los centros poblados, con foco en vehículos menores -camionetas, furgones, jeep, van- y camiones pequeños de hasta 2,5 ó 3 toneladas. En este último caso tomándose en cuenta que aquellos rodados de empresas de transporte que prestan servicios a plantas faenadoras difícilmente se verían involucrados en prácticas de abigeato. Asimismo y coincidiendo con lo indicado por Martic, se busca que haya inspección a los rodados que se embarcan en ferrys desde Tierra del Fuego hacia el continente, tanto en Bahía Azul como en Bahía Chilota.

Por parte del gremio, uno de los centros de atención tiene que ver con modificar aspectos del formulario de movimiento animal, esto en conjunto con el Servicio Agrícola y Ganadero (Sag), dijo Martic.

Medidas de prevención

En paralelo, se han llevado adelante diversas instancias para fortalecer la prevención del abigeato, siendo una de ellas la conformación de la denominada Mesa Regional del Abigeato -en la que participan Carabineros, PDl junto con otros organismos-, que preside el fiscal regional Eugenio Campos, además de la realización de reuniones con las autoridades regionales.

Así también, el sector gremial busca que los productores tomen también medidas preventivas y disuasivas, tales como mantener alambrados en buenas condiciones y puertas con seguridad (candados); realizar rondas periódicas a los campos, de manera de poder identificar anomalías en términos de tránsito inusual de vehículos o rastros de traslado de animales, como en cercos y tranqueras, y dar cuenta de ellos en forma inmediata a Carabineros; instalación de cámaras de vigilancia; contar periódicamente los animales y realizar siempre las denuncias respectivas, por nombrar algunas instancias de acción.

Difícil de pesquisar

En lo que concierne a las sanciones para este tipo de ilícitos, Grani Martic declinó ahondar, prefiriendo reiterar que debe primar el aspecto preventivo. “Tenemos claro que en el abigeato, el foco debe estar en la prevención, porque es muy difícil de pesquisarlo una vez que se comete. Es más, el que estén los elementos probatorios suficientes para la exposición en Fiscalía, cuesta mucho y a eso tenemos que agregar que por la legislación vigente, las penas son débiles debido a atenuantes que en ocasiones son irrisorias. Por lo mismo, en temas legales poco podemos hacer, a menos que los parlamentarios tomen conciencia de eso y el día de mañana hubieran nuevas iniciativas legales. Mientras eso no pase, lo importante aquí es que los ganaderos no dejen de hacer sus denuncias”.