Necrológicas
  • Raúl Ampuero Ampuero
  • Sofía Trujillo Lorca
  • Flor Díaz Retamales
  • Leandro Nikolas Fernández Biscupovich
  • Ricardo Antonio Mancilla Meza
  • René Araya Arancibia

Presidente de la Junta Directiva de la Universidad de Magallanes: “Se ha generado un daño de efectos incalculables a la gran mayoría de los estudiantes de la Umag”

Por La Prensa Austral martes 7 de agosto del 2018

Compartir esta noticia
1.412
Visitas

No obstante, espera sinceramente que “la racionalidad se imponga y podamos resolver esta situación que se ha prolongado demasiado en el tiempo, dilatando soluciones que pudieron obtenerse en plazo mucho más breve, sin necesidad de alterar la marcha normal de la Umag”.

En su calidad de presidente de la Junta Directiva de la Universidad de Magallanes, el médico Gabriel González Lillo se refirió a la “toma” feminista que afecta a la casa de estudios y que ayer cumplió dos meses. El establecimiento de un Manual Transitorio de actuación ante denuncias de acoso sexual, hostigamiento o cualquier manifestación de violencia, además de la creación de una Comisión de Contingencia, conformada por profesionales del área legal, social, psicológica y de salud mental de la Umag, para la recepción de denuncias, han sido algunos de los avances que ha habido respecto de las demandas presentadas, pero hasta ahora, la “toma” se mantiene, cuando ayer ya debieron comenzar las actividades del segundo semestre, situación que tiene muy preocupadas a las autoridades universitarias.

– ¿Qué opinión tiene de la toma en la Umag, que ya se prolonga por dos meses?

– “Muy mala opinión, ya que sin entrar a considerar las causas esgrimidas por las personas que ejecutaron la ‘toma’, han tomado la representación de los estudiantes de la Umag, lo cual es muy discutible, porque no son dirigentes estudiantiles. Estos han sido electos pocos días antes de la ‘toma’ y se les ha impedido asumir sus funciones para las que fueron elegidos en un proceso democrático dentro del alumnado.

“Lo que se ha conseguido es quemar todas las posibilidades que antes de la ‘toma’ existen a fin de lograr la solución a los problemas que señalan.

“En lo personal, estimo que sus demandas son justas, pero esta no es la manera válida y correcta de hacerlas presente. Primero se conversa, se plantean los problemas y posibles soluciones directamente con la autoridad competente. Si no se resuelve en esta instancia, se establece una mesa de diálogo. Si no se llega a acuerdo, pueden haber paros de actividades, de advertencia, parciales, luego totales. La ‘toma’, al final, como máxima medida. Acá se comenzó con ésta, saltándose todas las anteriores”.

– ¿De qué manera buscan destrabar esta situación y que la Universidad vuelva a la normalidad?

– “Desde un principio se ha tratado por parte de las autoridades universitarias establecer un diálogo, lo cual ha sido muy difícil. Primero, porque las personas que efectuaron la ‘toma’ se negaron a identificarse. Incluso, cuando se fue al Campus para iniciar una conversación, aparecieron encapuchadas, ignorándose por tanto quienes son. Hasta pueden ser personas ajenas a la universidad. El proceso se ha prolongado demasiado, los contactos hubo que establecerlos por correo electrónico, ya que negaron cualquier otra vía; las respuestas se dilataron en el tiempo, todo lo cual ha llevado a que este conflicto ya haya cumplido dos meses, con paro total de actividades estudiantiles y académicas, poniendo en peligro que se deba establecer el cierre del semestre, con todas las consecuencias que ello tiene (pérdida del semestre, de las becas, apoyos financieros diversos al alumnado, prolongación del año académico, etc.).

”A pesar de lo anterior, se ha logrado crear mesas de negociación, estableciendo espacios de trabajos triestamentales por parte de la autoridad con presencia de los alumnos y funcionarios administrativos.

“La Dirección Jurídica de la Universidad propuso a la Comisión Triestamental para la Elaboración de Políticas de Género, (creada por la Rectoría y apoyada por la Junta Directiva de la Umag) un documento que sirvió de base para que esta Comisión Triestamental creara un Manual Transitorio de procedimientos a adoptar frente a denuncias de acoso sexual, hostigamiento o manifestaciones de violencia, el cual fue aprobado por la Junta Directiva por unanimidad. Este documento tendrá validez hasta el 31 de octubre del presente año, ocasión en la que entrará en operación el Manual definitivo sobre el cual ya se está trabajando. Esperamos sinceramente que la racionalidad se imponga y podamos resolver esta situación que se ha prolongado demasiado en el tiempo, dilatando soluciones que pudieron obtenerse en plazo mucho más breve, sin necesidad de alterar la marcha normal de la Umag y generando un daño de efectos incalculables a la gran mayoría de los estudiantes”.

– ¿Cómo operará el Manual Transitorio de actuación ante denuncias de acoso sexual que fue aprobado por la Junta Directiva?

– “Recibirá las denuncias que deberán hacerse responsablemente, señalando con claridad la identificación tanto del supuesto hechor como de la supuesta victima y las eventuales pruebas que se tengan. Todo esto será manejado con la máxima reserva.

“Efectuada la denuncia, verbal o escrita, la Comisión de Contingencia, conformada por profesionales del área legal, psicológica y social, que recibe la denuncia, procede a entregar asesoría informativa, donde la persona que denuncia es escuchada de manera confidencial, respetando el secreto e identidad de los involucrados y evitando la revictimización de la persona afectada.

“Recibida la denuncia, esta comisión entregará copia del acta al denunciante y derivará los antecedentes a las autoridades correspondientes (Vicerectoría Académica o Rectoría), a fin de que se inicie el procedimiento disciplinario que corresponda”.

– ¿Actuarían con la misma cautela en caso de que un grupo con otro tipo de demandas se levante o tome las dependencias de la Universidad?

– “Yo creo que no. No podemos permitir saltarse porque sí las vías normales existentes para efectuar los planteamientos y/o demandas, ya que con ello el daño que se efectúa a la universidad es muy grande, no sólo a los estudiantes, sino a la institución, siendo ello muy difícil de reparar”.

– ¿De qué manera ha influido en las negociaciones y las reuniones que han tenido el hecho de que uno de los acusados por algunos estudiantes de Derecho sea familiar del rector Juan Oyarzo?

– “No ha habido ninguna influencia, de ningún tipo. Las responsabilidades y las actuaciones son estrictamente personales”.

– ¿Cómo ha afectado esta toma a la situación financiera de la Umag?

– “En forma seria, porque al no funcionar la Umag, no se reciben las partidas económicas pertinentes, ya que mensualmente debe enviar el Ministerio de Educación y los sueldos de los funcionarios hay que pagarlos. Lo mismo ocurre con los gastos habituales como luz, agua, calefacción, etc”.

– Si bien han respaldado las gestiones de las autoridades universitarias, ¿en qué pie queda Juan Oyarzo de cara a un nuevo período como rector?

– “El rector Juan Oyarzo ha recibido todo nuestro apoyo, a pesar de que eventualmente se hubiese podido actuar de una manera un poco distinta. No hay que olvidarse de que la dureza en establecer los diálogos ha provenido de los autores de la ‘toma’ y que el rector resultó reelecto con una amplia mayoría, con un porcentaje más alto que el que obtuvo en su elección anterior, y que ahora incluso, votaron más electores.

“En definitiva, creo que el rector, una vez resuelto el actual conflicto, estará en buen pie para iniciar su nuevo período con absoluta normalidad”.