Necrológicas
  • Hernán Gilberto Bobadilla Ossandón
  • Sergia María Muñoz Pizarro
  • José Gallardo Ulloa
  • María Eugenia Soto Oyarzún
  • Carlos Quijada Agurto
Durante primera cuenta pública, el seremi Mella destacó además avances desde asumido el cargo

Transportes redefine ubicación de Unidad de Control de Tránsito y anuncia que estará finalizada en 2021

Por La Prensa Austral jueves 12 de julio del 2018

Compartir esta noticia
302
Visitas

Del total de $4.565 millones que considera el proyecto de construcción de semáforos y sincronismos, un parcial de $900 millones irá al levantamiento del edificio, que estará ubicado en calle Ovejero, a la altura de Zenteno, cercano al Liceo Contardi.

“Nuestro ministerio se ha vuelto cada vez más transversal, ya no es sólo técnico sino también social”, indicó ayer el secretario regional ministerial de Transportes y Telecomunicaciones, Marco Antonio Mella Bórquez, luego de dar a conocer a diversos personeros de gobierno y de servicios, los avances de la cartera de la primera mitad de este año y las proyecciones para lo que viene en materia de subsidios, fiscalización, proyectos, fibra óptica austral y conectividad, entre algunas de las áreas mencionadas durante la cuenta pública de dicha cartera.

– En la primera de estas aristas abordadas, ¿cuáles son las potencialidades?

– “Una de ella tiene que ver con que si hay más fiscalización, crece la seguridad vial. Por ejemplo, el año pasado se efectuaron 1.563 controles a taxis colectivos y en lo que va de este año, ya van 2.484, lo que da un 58,93% más”.

“Lo otro tiene que ver con los subsidios. La ciudad de Punta Arenas está creciendo considerablemente por sus extremos y es por eso hoy estamos requiriendo de buses tanto en el lado sur como en el norte, lo que está llevando a la necesidad de mejorar los servicios”.

– Usted viajó a Santiago esta semana justamente, para ‘pelear’ porque los subsidios no decrezcan. ¿Cómo resultó ese viaje?

– “Estamos en plena discusión presupuestaria y es inherente a nuestra cartera cada año, el tratar de optimizar los recursos. En ese sentido, expusimos nuestra visión respecto de qué servicios nuevos se deben incorporar y sus montos. Estamos en proceso, ‘peleando’ por un buen resultado para la región y teniendo siempre presente que nos encontramos como país en una etapa de restricción presupuestaria. De todos modos, es importante decir que el año pasado los subsidios llegaron a los $9.647 millones en la región. Este año se consideran $11.000 millones. En el programa de renovación de taxis, el 2017 se entregaron $198 millones y este año se proyectan $320 millones”.

– ¿Cuánto requiere su ministerio para Magallanes?

– “Depende de lo que vayamos priorizando, necesitaríamos unos 2 mil millones adicionales anuales”.

– En su cuenta pública mencionó un dato importante respecto de la construcción de semáforos y sincronismos. Una alta inversión, por cierto.

– “Nuestra ciudad tiene un nivel de tráfico vehicular importante y la programación estática de los semáforos no permite ir con la variación de la demanda. Por lo tanto, es imprescindible contar una unidad de ese tipo, para que se haga cargo de ello, procurando que las vías estructurantes tengan mayor cantidad de semáforos verdes en determinadas ‘horas punta’. El llevar a cabo este proyecto tomará tres años -2019 a 2021- y el costo total, incluyendo el armado de la red y la infraestructura considera unos $4.565 millones”.

Esto se relaciona con el hecho de que tendremos que cambiar unos 120 semáforos que hoy están en funcionamiento, por lo que debe hacerse de forma planificada para no afectar mayormente el flujo vehicular. Hay que calcular a qué ritmo iremos a proceder, si a razón de 4, 8 ó 12 esquinas semaforizadas, dependiendo del impacto que pudiera ocasionar”.

– Algo que ya está definido y es la ubicación de la Unidad. No será en el Cerro de la Cruz.

– “Así es, estará ubicada en calle Ovejero, a la altura de Zenteno, en las cercanías del Liceo Contardi. Es un lugar plano que tiene potencial de uso para la instalación de posibles nuevas infraestructuras públicas. Eso significará de paso, aminorar costos y hacer más eficiente el uso de nuestros recursos. En lo que respecta al edificio, además de la implementación informática y de seguridad, la inversión es de unos $900 millones”.